Asturias recibe la quinta remesa de vacunas y aumentará el ritmo de administración

El siguiente grupo de vacunación será el de mayores de 80 años que presenten riesgo de enfermedad grave y fallecimiento

El personal sanitario se vacuna contra el coronavirus
El personal sanitario se vacuna contra el coronavirus

Redaccion

El Gobierno de Asturias ha recibido la quinta remesa de la vacuna de Pfizer- BioNTech, que permitirá no sólo garantizar la segunda dosis a las personas inmunizadas en la segunda semana de la campaña, sino también aumentar el ritmo de administración a los profesionales sanitarios, que se ralentizó como consecuencia de la disminución del número de viales distribuidos por la farmacéutica. La Consejería de Salud confirmará mañana la cantidad de dosis recibidas.

Por otro lado, el ritmo de vacunación alcanza el 96,08%, según los datos correspondientes al día 22, los últimos actualizados por el Ministerio de Sanidad. Desde la consejería se indica que se actualizarán mañana las cifras correspondientes a Asturias, pero matizan que continúa siendo una de las comunidades más ágiles en este proceso.

La planificación general de la campaña en el Principado se realiza en función de criterios prioritarios fijados en la estrategia, de los grupos a vacunar, de las dosis previstas, de las pautas establecidas y de los condicionantes operativos. En este sentido, la logística corresponde a cada área sanitaria y se adapta a las circunstancias particulares de cada grupo que se vacuna.

Planificación

«Esa planificación nos permite cumplir nuestro objetivo, que era vacunar al mayor número de personas en el menor tiempo posible», ha insistido la gerente del Servicio de Salud (Sespa), Concepción Saavedra.  En la primera etapa definida por el ministerio, se ha dado preferencia a los cuatro grupos prioritarios: en el primero están incluidos los residentes y personal sanitario y sociosanitario de residencias de mayores y de atención a grandes dependientes; el grupo 2 engloba al personal sanitario y sociosanitario de primera línea; mientras que el 3 incluye al resto de profesionales sanitarios que trabajan en los centros de atención primaria y hospitalarios, así como a los que desarrollan su labor en otros ámbitos y atienden a pacientes sin mascarilla durante un tiempo superior a 15 minutos (por ejemplo, centros de odontología y cirugía maxilofacial, entre otros).

En este grupo también se incluye al personal sociosanitario que no es de primera línea y que asiste, de manera profesional, a grandes dependientes no institucionalizados. Por último, en el grupo 4 se vacunará a grandes dependientes (grado III) y a las personas que les cuidan. Para organizar el plan de vacunación del grupo uno, el Sespa solicitó, a través de cada área sanitaria, un listado de residentes y trabajadores  de centros sociosanitarios (incluyendo a todas las personas que desempeñan su labor allí, sean sanitarios o no).

El Servicio de Salud vacuna teniendo en cuenta el grado de exposición y el papel de cada profesional en la lucha contra la pandemia. En este sentido, en Asturias se ha administrado la dosis correspondiente a profesionales, independientemente de su categoría y de su situación laboral actual, por si se necesita que cubran algún servicio asistencial en un futuro próximo, como ya ocurrió en la segunda ola. 

«Dada la situación epidemiológica, puede ser necesario que estos profesionales sean llamados a su puesto de trabajo, voluntariamente, como ya ha pasado, o de forma general por disposición de Salud Pública si así lo requiere la situación», ha explicado Saavedra.

Tal y como ha indicado el Ministerio de Sanidad, los equipos directivos, en función de su ámbito competencial en Salud Pública y su papel en la logística y planificación de la gestión de la crisis sanitaria, deben vacunarse como el resto de profesionales, según su grado de exposición y las funciones de cada uno. «Los equipos directivos han tenido un papel clave y han estado en el territorio, con el resto de los profesionales», ha precisado Saavedra. El Sespa ha desarrollado un sistema de información propio que permite registrar quién se ha vacunado y cuándo, para tomar medidas si fuera necesario.

Segunda etapa de vacunación

El siguiente grupo de población para vacunar es 5, correspondiente a personas de más de 80 años que presenten mayor riesgo de enfermedad grave y fallecimiento. Este sector comenzará a recibir la vacuna cuando el suministro de las dosis sea suficiente. Según los datos del Instituto Nacional de Estadística (INE) correspondiente a enero de 2020, en Asturias este grupo incluye a 87.826 personas: 57.544 mujeres y 30.282 hombres, que representan un 8,6% de la población.

Conoce nuestra newsletter

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Comentarios

Asturias recibe la quinta remesa de vacunas y aumentará el ritmo de administración