Asturias, entre las 5 comunidades con mayor porcentaje de mayores de 80 años vacunados

E. G. B. REDACCION

ASTURIAS

Vacunación a mayores de 80 años en Asturias
Vacunación a mayores de 80 años en Asturias

Casi 8 de cada 10 ya ha recibido la primera dosis, mientras que cuatro de diez ya están inmunizados

02 abr 2021 . Actualizado a las 05:00 h.

Asturias es una de las cinco comunidades autónomas con mayor porcentaje de personas mayores de 80 años vacunadas contra el coronavirus: casi ocho de cada diez ya han recibido al menos una primera dosis de la vacuna de Pfizer. En el Principado, según los datos publicados por el Ministerio de Sanidad en su última actualización del proceso de vacunación en España, residen 87.826 mayores de 80 años, de los que un 76,3% ya sido inoculado en una ocasión mientras que un 42,5% ya tiene completa la pauta de vacunación.

La tasa media de cobertura en este grupo de población, uno de los más vulnerables ante la covid.19, es del 70,8% en España en el caso de una primera dosis y del 40,2% en el de las dos dosis. Ninguna comunidad autónoma ha conseguido cumplir el objetivo marcado por la Unión Europea de tener al 80% de sus mayores vacunados al finalizar marzo, pero es cierto que algunas van bastante más adelantadas que otras.

Este sería el caso de Asturias, que en lo que se refiere a la administración de al menos una dosis en este grupo de edad tiene por delante a Andalucía, que ha vacunado a un 90,8% de los mayores de 80 años, Extremadura (82,5%), Navarra (78,4%) y la Comunidad Valenciana (76,7%). En la otra cara de la moneda se encuentran Cataluña (53,8%), Canarias (60,1%) y País Vasco (62,5%).

Y, en el caso de la inmunización, Asturias estaría entre las siete autonomías con un mayor porcentaje de personas mayores de 80 años que han completado el proceso de vacunación contra el coronavirus, por debajo de Andalucía (58,1%), Cantabria (54%), Murcia (46,8%), La Rioja (43,8%), Castilla y León (43,1%) y Extremadura (42,6%). Las autonomías con menores porcentajes, como prueba de que cada territorio está llevando a cabo una estrategia de vacunación diferente, son País Vasco (24%), Baleares (25%) y Navarra (27,5%).

Algunas comunidades, en este sentido, han decidido poner casi todas las vacunas según van llegando, otras se han guardado una parte y algunas también han optado por poner muchas primeras dosis y menos de las segundas. En Asturias, la vacunación de los mayores de 80 años comenzaba el pasado 10 de febrero y, hasta el pasado 31 de marzo, ahora ya según datos actualizados anoche por la Consejería de Salud del Principado, se había vacunado a 69.101 mayores de 80 años (76,92%) y 39.529 (44%) ya tienen la pauta completa con las dos dosis.

En total, en este grupo de edad, se han administrado 108.630 dosis de las 282.015 que había recibido Asturias hasta el pasado 30 de marzo, es decir un 38% de las que han sido entregadas a la comunidad. Las previsiones de Salud, que ha dejado que cada una de las ocho áreas sanitarias de Asturias gestionen la inoculación de las vacunas de forma independiente, pasan por llegar al próximo lunes, 5 de abril, con todos los mayores de 80 años vacunados para pasar al siguiente grupo de edad: de 70 a 79 años.

Mientras tanto, y con las dosis de AstraZeneca, ya se ha comenzado a vacunar también de forma paralela a personas de 65 y menos años, de manera que el ritmo de vacunación en los diferentes colectivos de profesiones esenciales y de grupos poblacionales sigue avanzando y simultaneándose según la disponibilidad de las dosis que se van recibiendo de las tres vacunas aprobadas por la Agencia Europea del Medicamento (Pfizer, Moderna y AstraZeneca). Esta semana llegaban casi 26.000, en su mayoría de Pfizer como viene siendo habitual desde el inicio de las vacunaciones a finales de diciembre.

El ritmo en España y también en Europa, pese a las críticas de la Organización Mundial de la Salud (OMS), que lo ha considerado «inaceptablemente lento», es el que permite, en general, el envío de dosis que realizan las farmacéuticas. A partir de abril, en todo caso, está previsto un salto exponencial en el acopio de vacunas que, según se había venido diciendo en Asturias, podría llegar a suponer un crecimiento de hasta el 70%.