Madrid no seguirá el ejemplo anticovid de Asturias y Cantabria se lo piensa

Juan M. Arribas

ASTURIAS

Ayuso, Revilla y Barbón, en una imagen de archivo
Ayuso, Revilla y Barbón, en una imagen de archivo Jesús Hellín

La Comunidad madrileña dice que el decreto del Gobierno «lo deja bien claro». Revilla pide llevar la mascarilla «porque el virus sigue ahí»

22 abr 2022 . Actualizado a las 18:20 h.

La política de mano dura contra el covid inplantada en Asturias, con más pruebas diagnósticas y la recomendación de la mascarilla en interiores,  no está pasando desapercibida a nivel nacional. Mientras que la Comunidad de Madrid descarta seguir el ejemplo del Principado, la vecina Cantabria se plantea la vuelta a medidas anticovid y el presidente Revilla ha pedido llevar la mascarilla «porque el virus sigue ahí».

El consejero de Sanidad madrileño, Enrique Ruiz Escudero, ha descartado este viernes seguir el ejemplo de Asturias, con algunos de los peores datos de España en los indicadores covid-19, sobre la recomendación del mantenimiento de la mascarilla en interiores.

El máximo responsable de la Sanidad madrileña ha recordado que la Consejería ya ha sacado la Orden con las recomendaciones sobre el uso de mascarilla, principalmente en el caso de personas vulnerables (mayores de 60 años, embarazadas e inmunodeprimidos). A ello se une la recomendación para situaciones como las generadas en los transportes públicos en andenes y estaciones donde se puedan producir aglomeraciones de personas.

«Buscar siempre esas situaciones donde por lógica debemos utilizar esa mascarilla pero de momento es carácter de recomendación puesto que el Real Decreto del Ministerio deja bastante claro donde hay que seguir usando mascarilla», ha defendido. En este sentido, Ruiz Escudero ha recalcado que «epidemiológicamente hay un ligero incremento de los contagios» en la Comunidad de Madrid, algo que ya se esperaba desde el Gobierno regional. «La buena noticia», ha dicho en cualquier caso, «es que continuamos estables, incluso descendiendo un poco en la parte asistencial y eso es lo mejor que tenemos, incluso en las camas de UCI».

Mientras tanto, Cantabria implementará medidas en función de cómo evolucionen los casos de coronavirus para evitar su impacto en los centros hospitalarios de la comunidad, mientras que su presidente, Miguel Ángel Revilla, ha pedido llevar la mascarilla donde «haya gente» porque «el virus sigue ahí». La Consejería de Sanidad cántabra trabaja además en un sistema de altas «precoces» relacionado con la hospitalización domiciliaria.

Así lo han dicho el consejero Raúl Pesquera y el gerente del Servicio Cántabro de Salud (SCS), Rafael Sotoca, tras ser preguntados por las medidas anunciadas por Asturias para frenar el avance de la pandemia. La incidencia acumulada de Cantabria a 14 días en mayores de 60 años está en los 826 puntos, mientras que a 7 días se sitúa en 459.

En relación a la situación de Asturias, que ya ha anunciado medidas para contener el avance de la pandemia, el consejero de Sanidad de Cantabria ha afirmado que «uno nunca sabe dónde se van a disparar los casos». «Nosotros, como siempre, nos preocupamos de lo que pasa para tener en mente las estrategias y para que la población esté tranquila. Estamos ojo avizor de todo lo que pasa», ha destacado.

El gerente del SCS ha explicado que Cantabria trabaja en medidas «parecidas a las que están poniendo todos los servicios de salud» de las distintas comunidades autónomas, que se irán implementando en función de cómo evolucione la ocupación los hospitales y de los cuidados intensivos.

Además, el presidente cántabro ha recomendado a la ciudadanía que lleve la mascarilla donde «haya gente» porque «el virus sigue ahí». «El virus sigue, con menos virulencia, pero en los lugares en los que haya gente, recomendaría llevarla», ha afirmado el jefe del Ejecutivo cántabro a preguntas de los periodistas sobre la mascarilla. Revilla ha reconocido que «es un engorro tener que hablar con la mascarilla, pero hay que seguir teniendo mucho cuidado porque el virus está».

Vista exterior del Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA)

Más PCR, cribados y aislamientos: estas son las nuevas medidas de Asturias para frenar el repunte de covid

E. G. B.

Un refuerzo de las pruebas diagnósticas, cuya realización dependerá del criterio clínico de los profesionales médicos, y cribados en centros sanitarios previos a ingresos hospitalarios para proteger a los pacientes más vulnerables. Son dos de las medidas que pondrá en marcha la Consejería de Salud para hacer frente al repunte de la incidencia del covid y de las hospitalizaciones en planta en Asturias, así como otras dos recomendaciones para tratar de controlar la transmisión comunitaria de virus: que las personas con síntomas compatibles con el coronavirus, así como quienes convivan con ellas, restrinjan al máximo su vida social y adopten las medidas de protección y que se siga utilizando la mascarilla en todo espacio interior como hasta ahora, sobre todo se se trata de personas vulnerables y si se trata de interiores con mala ventilación o en los que no es posible mantener una distancia interpersonal. 

Seguir leyendo