Barbón denuncia «avaricia empresarial» en la marcha de Danone

La Voz

ASTURIAS

El presidente urge a la empresa a celebrar un encuentro para evitar el cierre de la factoría de Salas

08 may 2022 . Actualizado a las 17:23 h.

El presidente del Principado, Adrián Barbón, ha apelado este domingo a la «unidad» del conjunto de la sociedad asturiana ante la decisión «inentendible» de Danone de cerrar su planta de Salas.

El jefe del Ejecutivo asturiano ha afirmado que el Gobierno será «contundente», porque la medida no responde a una falta de rentabilidad de la empresa, sino a una cuestión de «avaricia empresarial».

«Quiere reducir costes a base de despedir a trabajadores», ha dicho tras sostener que la industria agroalimentaria está creciendo «sin parar», por lo que «no hay justificación».

El presidente asturiano ha pedido la «unidad» de los partidos políticos, las organizaciones sindicales y del conjunto de la sociedad frente a esta decisión.

Así lo ha dicho en Laviana, donde ha estado acompañado de su homólogo cántabro, Miguel Ángel Revilla, quien ha señalado que la medida «no tiene explicación», cuando tiene «materia prima a pie de obra» y con una «calidad absoluta»; informó EFE.

Ya el pasado sábado, según citó Europa Press, el presidente resaltó que hay justificación ninguna porque este no es un sector que esté pasando por malos momentos, sino todo lo contrario. «Creemos que únicamente detrás hay una decisión empresarial para maximizar beneficios a costa de los trabajadores» y apuntó que que las consejerías de Industria y Medio Rural ya están coordinadas y han exigido reunión urgente con la multinacional. «Vamos a hablar con ellos y poner los datos sobre la mesa porque se trata de un sector que está pasando un buen momento».

Fábrica de Danone en Asturias

Los trabajadores de Danone en Salas: «Se llevaron una línea de queso a Madrid y les advertimos que nos abocaban al cierre»

L.O.

Los trabajadores de la fábrica de Danone en Salas terminan a semana con la peor de las noticias, el anuncio de la multinacional de estudiar el cierre de la factoría asturiana y aunque su resolución, con la vista puesta en un encuentro que tendrán con la dirección e martes, es proponer un plan de viabilidad para la planta, lo cierto es que no les pilla de sorpresa. «Hubo un proyecto a finales del año pasado de un producto que nosotros podíamos hacer porque teníamos la tecnología pero se lo llevaron a Madrid; para hacer una línea nueva de queso, que no hay en ninguna de las otras tres fábricas de España. Les mandamos una carta en noviembre diciéndoles que estaban abocando a Salas al cierre porque las opciones que teníamos de continuar las estaban machacando», denuncia el secretario del comité de empresa, Juan Carlos García.

Seguir leyendo