Los trabajadores de Danone en Salas: «Se llevaron una línea de queso a Madrid y les advertimos que nos abocaban al cierre»

L.O.

ASTURIAS

Fábrica de Danone en Asturias
Fábrica de Danone en Asturias Google

La mitad de la plantilla en Asturias, de unos 70 operarios, tiene menos de 50 años

06 may 2022 . Actualizado a las 19:43 h.

Los trabajadores de la fábrica de Danone en Salas terminan a semana con la peor de las noticias, el anuncio de la multinacional de estudiar el cierre de la factoría asturiana y aunque su resolución, con la vista puesta en un encuentro que tendrán con la dirección e martes, es proponer un plan de viabilidad para la planta, lo cierto es que no les pilla de sorpresa. «Hubo un proyecto a finales del año pasado de un producto que nosotros podíamos hacer porque teníamos la tecnología pero se lo llevaron a Madrid; para hacer una línea nueva de queso, que no hay en ninguna de las otras tres fábricas de España. Les mandamos una carta en noviembre diciéndoles que estaban abocando a Salas al cierre porque las opciones que teníamos de continuar las estaban machacando», denuncia el secretario del comité de empresa, Juan Carlos García.

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico.

Aunque la caída de las ventas ha sido generalizada en varias factorías de la compañía el problema de la asturiana es su tamaño, menor que la de grandes núcleos como Madrid, Barcelona o Valencia; pero también su especialización. «Allí es que no fabrican un producto tan específico como nosotros, que hacemos queso, el Danonino, el antiguo petisuis de toda la vida de los críos; también algún postre, flan de queso, flan de vainilla», indicó el portavoz de los trabajadores, del sindicato CSI, quien añadió que «cuándo y cómo se no se sabía; pero que la situación era mala lo teníamos claro».

La plantilla de Salas es relativamente joven, de unos 70 trabajadores, alrededor de la mitad tiene menos de 50 años ya que de forma reciente se habían producido varios contratos relevo. En el deriva de los resultados, desde el punto de vista del comité de empresa, han influido factores variados «las marcas blancas, la caída de la natalidad, precios más altos que otros», pero también desde su puto de vista una política errática por parte de la dirección. Así recalcó el traslado de esa línea de producto quesero que podría haber hecho en el Principado pero que se llevó a Madrid y «nos contestaban cosas como que Asturias, por el tema logístico, cuesta mas que Madrid o Barcelona o Valencia. Argumentos que, en cuestión de números no estamos para valorar, pero nos parece echar balones fuera».

En este sentido, el portavoz de los trabajadores indicó que «la dirección lleva un montón de años son apostar por la fábrica; es cierto que vamos hacia atrás en ventas pero es que tampoco han hecho nada en los últimos años para mejorar la situación, sino que están a verlas venir» y afirmó que en verano del año pasado habían planteado un ERE para 150 personas en las oficinas centrales que terminó en diciembre «el rumbo de la dirección no está claro y las consecuencias de una mala dirección son estas, ERE, cierres, y los que primero lo pagamos somos los trabajadores».

Juan Carlos García señaló en todo caso que mantendrán un encuentro con las otras factorías del país el lunes para buscar una respuesta conjunta y reclamó que se busque una solución que mantenga el empleo incluso recurriendo a que «aquí en Asturias hay mucha industria láctea, muchas empresas que a lo mejor pueda realizar una compra».

Fábrica de Danone en Salas

Danone plantea el cierre de su planta en Salas

La Voz

La dirección de Danone ha trasladado a la representación sindical una propuesta de cese de actividad de la fábrica que tiene en Salas, que cuenta con 79 trabajadores.

Según ha informado Danone, la empresa y la representación de los trabajadores abrirán un proceso de diálogo «para ofrecer las mejores soluciones posibles» y tratar de llegar «a un acuerdo que satisfaga los intereses de todas las partes». La fábrica de Salas, que abrió en 1981, se dedica fundamentalmente a la fabricación de queso fresco, flan de queso y postres en calientes.

La compañía ha explicado que esta decisión se enmarca dentro de un proceso de racionalización, ante la necesidad de adaptarse «a las tendencias actuales y futuras del consumidor y garantizar, al mismo tiempo, la eficiencia de las operaciones industriales con objeto de seguir construyendo el futuro de las marcas y consolidar su competitividad».

Seguir leyendo