«Aquellas empresas que no se enfoquen en la economía circular no tendrán futuro»

Elena Plaza REDACCIÓN

ASTURIAS CON R

Meritxell Barroso, gerente de Econi
Meritxell Barroso, gerente de Econi

Meritxell Barroso, gerente de una empresa de consultoría ambiental, explica que las políticas por parte de la UE están enfocadas en este modelo económico y el cambio que esto supone

29 may 2019 . Actualizado a las 05:00 h.

Uno de los grandes errores de la economía circular es tratarla únicamente desde el aspecto medioambiental, cuando se sustenta en tres patas: el medioambiente, la economía y las políticas sociales, según explicó Meritxell Barroso, gerente de Econia, bajo el título Camino hacia la circularidad, ofrecida en el marco de charlas sobre economía circular que organiza la Agrupación de Sociedades Asturianas de Trabajo Asociado y Economía Social (ASATA). Se trata, afirma, de algo «transversal y colaborativo que debe tratarse desde todos los puntos de vista».

Lo que sí tiene claro, y así manifestó, es que no es un concepto de moda pasajero, sino que «ha venido para quedarse. De hecho es una realidad» y advirtió que aquellas empresas que no se alineen con la economía circular no tendrán futuro, sobre todo una vez que las políticas (legislación y estrategia) por parte de la UE están enfocadas a este modelo económico.

Hay que tener claro que «venimos de una economía lineal muy asentada y que ese flujo circular aún no existe, aunque la UE ya comenzara a desarrollar este concepto en los años 70, en un momento de gran crisis económica, donde había una gran demanda de materiales para importar y cada vez más residuos que no se podían gestionar», rememora. Toda esta situación da lugar a un desequilibrio a partir del que se define una circularidad para una Europa que gestionase eficazmente los recursos.