Escalada de tensión entre Gijón y Mieres por el grado de Deportes

Anibal Vázquez renuncia a volver al Área Metropolitana mientras no se apruebe la implantación en Barredo. La izquierda gijonesa reclama al Rectorado que deje de deshojar a margarita y tome una decisión

Universidad Laboral de Gijón y Campus de Barredo de Mieres
Universidad Laboral de Gijón y Campus de Barredo de Mieres
La Voz
Redacción

La implantación del grado de Deportes en la Universidad de Oviedo ya ha adquirido el tamaño de crisis. Gijón y Mieres se han embarcado en una carrera para reclamar apoyos suficiente que inclinen la balanza en su favor. Ambos quieren, a toda costa, que esta nueva carrera se implante en su campus. El Principado descarga la responsabilidad sobre el Rectora y la institución académica no acaba de resolver. Con este escenario, Mieres aumenta la presión. Su alcalde, Anibal Vázquez, respaldado por todos los concejos de las cuencas, ha anunciado que dejará de ir a las reuniones del Área Metropolitana Central, un proyecto que no parece cuadrar demasiado con las guerras localistas. Por su parte, la izquierda gijonesa en pleno -IU, PSOE y Xixón Sí Puede- ha reclamado a Santiago García Granda que deje de deshojar la margarita y que tome ya una decisión para acabar con esta escalada de enfrentamiento. 

Mieres presiona

El alcalde de Mieres, Aníbal Vázquez, ha subrayado su intención de no volver a las reuniones del Área Metropolitana Central, mientras no se apruebe la implantación del Grado de Deportes en el campus de mierense. «Lo tengo tan claro como que me llamo Aníbal y que soy alcalde de Mieres» ha afirmado Vázquez tras la reunión que ha tenido lugar en la sede de la Junta General del Principado con el portavoz de Izquierda Unida en Asturias, Gaspar Llamazares, para tratar el asunto este asunto.

Aníbal Vázquez ha destacado el respaldo recibido por todos los alcaldes de la Cuenca del Caudal y del Nalón tras la reunión celebrada el viernes en el campus de Mieres. Según ha dicho, «allí estaban todos los alcaldes diciendo que no nos podemos resignar, 17 años después tenemos un campus con la mitad de estudiantes y a la deriva». «Guste o no guste la Universidad de Oviedo tiene tres campus, un es el de Oviedo, otro el de Gijón y otro es el de Mieres», ha declarado el alcalde.

Por su parte, el portavoz parlamentario de IU ha mostrado su respaldo al alcalde, ya que considera un «acto de justicia» dar el Grado de Deportes al campus de Mieres «porque hay una inversión hecha que tiene que ser rentabilizada y por razones también de política territorial», ha dicho. Llamazares ha destacado la «ausencia de criterio» del Gobierno regional que, respetando la autonomía de la Universidad, tiene «en sus manos la decisión a tomar» y la posición política a tomar para «no enrarecer» la situación desde el punto de vista local y no dar un paso atrás en relación al Área Metropolitana Central. «Si la primera decisión importante no tiene el criterio del Gobierno entonces poco podemos esperar del Área Metropolitana», ha afirmado Llamazares, que también ha mostrado su intención de poner en marcha todas las iniciativas necesarias para que el campus de Mieres acoja el Grado de Deportes.

La oposición de Gijón

Los grupos del PSOE, IU y Xixón si Puede en el Ayuntamiento de Gijón han demandado a la Universidad de Oviedo que «cuanto antes» tome una decisión sobre la ubicación del futuro Grado de Deportes para evitar «enfrentamientos absurdos» entre municipios.

El portavoz socialista, José María Pérez, ha pedido al Rectorado que «acelere al máximo su decisión y ponga sobre la mesa un documento que contemple la localización y el plan de estudios».

El concejal de IU, Aurelio Martín, ha defendido a la ciudad de Gijón como la «idónea» para albergar esta nueva titulación, por su vinculación con el deporte y las instalaciones que posee para la practica de este tipo de actividades. Martín ha dicho que la Universidad tiene que resolver con urgencia la localización porque la demora «esta creando un debate estéril y enfrentamientos absurdos» entre los municipios que aspiran «legítimamente» a ese grado. «Da la sensación de que la Universidad está cómoda viendo cómo los ayuntamientos se enfrentan, pero las autoridades universitarias deben abandonar esa comodidad y tomar una decisión», ha destacado.

Ha anunciado que propondrá a los Ayuntamiento de Gijón y Mieres la convocatoria a una manifestación conjunta frente a la Universidad de Oviedo para forzar la toma de decisiones. Martín ha explicado que la posición expresada por dirigentes regionales de IU en favor de Mieres no responde a una decisión colectiva de la coalición porque «en Asturias no hubo debate interno» sobre esa cuestión que «no está en el programa autonómico».

El portavoz de Xixón sí Puede, Mario Suárez del Fueyo, también ha urgido a la Universidad a posicionarse lo antes posible y ha considerado que el debate sobre el lugar donde van a implantarse los estudios «es un debate falso que oculta lo importante, que es si los va a dar una universidad pública o privada». 

Valora este artículo

5 votos
Comentarios

Escalada de tensión entre Gijón y Mieres por el grado de Deportes