Primer día, primeras polémicas en la nueva corporación gijonesa

La ausencia de la alcaldesa de las ceremonias religiosas de San Pedro y sus planes para las liberaciones de concejales suscitan las primeras críticas desde la oposición popular

Protesta de Asturias Laica a la salida de la misa patronal de San Pedro, en Gijón
Protesta de Asturias Laica a la salida de la misa patronal de San Pedro, en Gijón

Gijón

Primer día de actividad institucional en la nueva corporación gijonesa, primeras polémicas. Pero no polémicas necesariamente nuevas. La primera, un clásico, de hecho, en estas fechas: ¿debe acudir la máxima autoridad local a la ceremonia de la Bendición de las Aguas desde la explanada del Campo Valdés el día de San Pedro, patrono de la ciudad? Ana González, la nueva alcaldesa socialista, ha anticipado que no lo hará. El Partido Popular, por boca de su flamante portavoz, Alberto López-Asenjo, cree que debería. Así lo ha hecho hoy a través de un comunicado de prensa en el que no solo ha confirmado hoy la participación de su grupo en los actos conmemorativos del 29 de junio, misa y bendición incluidas, sino que ha recordado a la regidora que «la bendición de las aguas, así como los demás actos institucionales de dicho día, trascienden de lo estrictamente religioso», que «forman parte de las tradiciones de nuestra ciudad» y que «como se pronunció en el discurso de investidura, quien no respeta a sus tradiciones no se respeta a sí mismo».

Replicaba así López-Asenjo a las declaraciones de Ana González en una entrevista en la que adelantaba que no acudirá a la ceremonia apelando a la laicidad de la institución municipal y a la variedad o a la ausencia de confesiones religiosas entre la ciudadanía a la que representa, deslindando las creencias personales de la gestión pública. Se desmarca así González de la postura de su predecesora en el cargo, la forista Carmen Moriyón, y se alinea con lo defendido por su propio partido y por los colectivos laicistas que en los últimos años han protagonizado movilizaciones cada día de San Pedro; una jornada que cobró carácter festivo en los últimos años del pasado siglo bajo el mandato del desaparecido alcalde socialista Vicente Álvarez Areces, y a la que sí acudieron el propio Areces, su sucesora Paz Fernández Felgueroso y otros concejales socialistas, como el portavoz Santiago Martínez Argüelles.

Sin embargo, los concejales socialistas -como IU y la desaparecida marca Xixón Sí Puede- tomaron posición durante el segundo mandato de Foro junto a los partidarios de desvincular la representación institucional en las ceremonias religiosas del 29 de junio; uno de los escasos frentes en el que los tres partidos hicieron causa común desde la izquierda en los últimos cuatro años, como quedó plasmado en el respaldo con sus votos de la adscripción de GIjón a la Red de Municipios Laicas y en la aprobación el pasado año, para desarrollarla, de una ordenanza de laicidad que sigue pendiente.

La otra polémica, en tono más interno, tiene que ver con el reparto de las 18 liberaciones previstas para repartir entre los 27 integrantes de la corporación. Ana González ya ha anunciado su intención de reservar 10 para su grupo municipal, aunque jugando con la posibilidad de las liberaciones a tiempo parcial para el reparto con los otros grupos. Todo ello deberá debatirse en la primera junta de portavoces, y eso es precisamente lo que ha recordado el grupo municipal popular, que ha presentado la documentación para que se formalice la portavocía para su cabeza de lista y la portavocía adjunta para Ángeles Fernández-Ahuja será la portavoz adjunta.

En el mismo comunicado aludido, Alberto López-Asenjo replica a la alcaldesa que «aún es pronto para valorar tanto las liberaciones de los ediles como el espacio que ocupará cada grupo, un tema que también requiere de una primera Junta de Portavoces que aún no ha sido convocada». El PP se muestra partidario de «compatibilizar la actividad política y la profesional». «La defensa de los gijoneses es nuestra prioridad y ésta siempre estará por encima de siglas y de intereses personales», ha recalcado López-Asenjo.

Comentarios

Primer día, primeras polémicas en la nueva corporación gijonesa