Un trabajador de Vauste se encadena para reclamar las retribuciones adeudadas

La Voz GIJÓN

GIJÓN

Fernando Álvarez, trabajador de Graham Corporate, antigua Vauste, encadenado a las puertas de la fábrica gijonesa para reclamar retribuciones adeudadas
Fernando Álvarez, trabajador de Graham Corporate, antigua Vauste, encadenado a las puertas de la fábrica gijonesa para reclamar retribuciones adeudadas

El empleado no ha cobrado las nóminas de diciembre y enero ni el completo de incapacidad temporal desde el pasado mes de julio

04 feb 2021 . Actualizado a las 13:24 h.

Un representante de CSI en el comité de empresa de la planta gijonesa de Graham Corporate, anteriormente Vauste, se ha encadenado este jueves a la puerta de la factoría para reclamar el pago de las retribuciones que según él le adeudan, más de 7.000 euros.

Fernando Álvarez ha explicado que, en lo que a él se refiere, le adeudan las nóminas de diciembre y enero y un complemento de incapacidad temporal (IT) desde el pasado mes de julio. Álvarez, por este motivo, ha llevado en este día su protesta hasta las puertas de la factoría, donde ha permanecido encadenado por una hora, desde las 9.30 horas hasta las 10.30 aproximadamente, cuando agentes de la Policía Nacional han cortado las cadenas con una cizalla y le han propuesto para sanción.

Próxima a los hechos sigue instalada la caseta de obras, en una zona ajardinada, donde 23 despedidos de Vauste, pertenecientes al sindicato CSI, al igual que Álvarez, permanecen desde este pasado día 1 en asamblea permanente para reclamar la recolación de los 60 trabajadores afectados por el Expediente de Regulación de Empleo (ERE), informa Europa Press.

Planta de Vauste en Gijón

Despedidos de Vauste inician una asamblea permanente como señal de protesta

La Voz

Afiliados de CSI (Corriente Sindical de Izquierda) han iniciado este lunes, como protesta por los 60 despidos en la planta gijonesa de Graham Corporate -antes Vauste Spain-, una asamblea permanente en un espacio próximo a la factoría gijonesa.

Para ello han instalado una caseta de obra en una zona ajardinada. Allí han iniciado este lunes la protesta, en la que han participado 25 afiliados de CSI, de los que 23 de ellos fueron despedidos y otros dos permanecen en la empresa, al ser miembros del Comité de Empresa. Con esta movilización quieren exigir la reincorporación de los 60 trabajadores que se vieron afectados por el Expediente de Regulación de Empleo (ERE) que presentó la empresa, como uno de los pasos para salir del concurso de acreedores.

Seguir leyendo