La reina Letizia y Kate Middleton, ¿persiguiendo el mismo «look»?

Duelo de estilos entre las dos casas reales


Asistiendo a la entrega de los Despachos Reales. Esa es la última aparición pública de la reina Letizia. Como casi todas, ha traído cola. Hace unos días saltaba a las planas el duelo de estilo entre Kate Middleton y Meghan Markle. Ayer, la primera de las duquesas volvía a ser noticia. Asuntos internacionales. Parece que las brasas siguen encendidas. Aquellos que viven con énfasis las supuestas tensiones entre la reina Letizia y la duquesa de Cambridge están de enhorabuena. ¿El culpable? El diseño de Felipe Varela elegido por la reina. Un traje blanco. En tres piezas, con falda midi, chaleco, cinturón y acabados en tweed. «De espaldas parece Kate», añade Laura. La verdad es que es un look muy neutro, clásico. Yo creo que podría recordarnos a muchos otros. De muchas otras. 

Adriana Abenia da a luz

¡Ha sido niña!. A las 17.45 horas de ayer, 17 de julio. Esa es la fecha que la presentadora española y su pareja, Sergio Abad, no olvidarán nunca. Su hija, Luna, ha nacido con 2.850 kilos. Un embarazo sobre el que la propia Adriana Abenia había bromeado los últimos días. Una gestación que se prolongó más de lo estimado. Pero ver esa carita. Esos ojitos. Eso compensa toda espera. «Yo me siento un poco la madrina». Laura ha seguido el proceso muy de cerca. Las publicaciones en las redes sociales de la pareja se sudecían a diario. Ahora sí, ¡enhorabuena! 

El single de Aitana Ocaña

Teléfono, el 27 de julio. Era una de las más aclamadas, dentro y fuera de la academia de Operación Triunfo. Para algunos su trabajo era el más esperado. Tras el tremendo éxito de Lo Malo, con Ana Guerra, la benjamina de la edición anuncia su próximo trabajo. Teléfono. Ese es el nombre del debut de Aitana en solitario. Irá acompañado de un videoclip. Yo tengo ganas de bailarlo este verano. «Espero que sea movidito». Confía Laura. Confía. 

Rafa Nadal en Ibiza

Revés, chapuzón y verano. Con amigos. Beethoven, el nombre del barco. Luciendo un cuerpo de envidia. Bañador naranja. Y al sol. «Así también olvido yo a Djokovic». Sí, lo dice Laura. Borrón y cuenta nueva. A sus 32 años, Rafa Nadal descansa, e intenta olvidarse del torneo de tenis de Wimbledon. El olor a mar y la buena compañía, ayudan, eso es cierto.

Valora este artículo

1 votos
Comentarios

La reina Letizia y Kate Middleton, ¿persiguiendo el mismo «look»?