Remolacha: llena de color... y de propiedades

Este vegetal que a simple vista parece complicado de combinar es muy versátil y desprende propiedades a raudales

La remolacha, ese ingrediente que tiñe de rojo oscuro las ensaladas y al que pocos han sabido sacarle el partido que se merece, no presume de ser la hortaliza más famosa. Sin embargo, tiene un potencial que quien lo descubre no aparta a la remolacha de su dieta y no la relega a ser un ingrediente más de una ensalada.

Catalogada como raíz, su temporada va de marzo a mayo y, cuanto más avanzada está presenta un mayor dulzor. Si de algo está llena es de nutrientes: contiene antioxidantes, es fuente de hierro y proteínas y tiene un alto contenido en vitamina C y en ácido fólico. Sus propiedades hacen que la remolacha sea aconsejable para reforzar el sistema inmunitario y para mantener fortalecidas algunas partes de nuestro cuerpo como la piel, el pelo o las uñas.

Por su color enseguida la identificarás. Y es que si por algo llama la atención la remolacha es por su intenso tono rojizo, que varía de rosáceo a violáceo hasta incluso el marrón y que proviene de un pigmento denominado betalaína, de ahí que en otros rincones del planeta a la remolacha se la conozca como betabel.

Aprovechando que está de temporada, vamos a demostrar su versatilidad con tres recetas que, además de simples, son saludables.

Gazpacho de remolacha

El gazpacho, la bebida saludable que nunca falla en la época primaveral y veraniega, tiene también muchas variedades. Quizás la más conocida es la de sandía y fresas, pero también triunfa el gazpacho de remolacha. Tendrá un aspecto más dulce y más colorido, pero respetando la receta tradicional prácticamente.

Crakers de semillas con ajo negro y hummus de remolacha

Si hay algo que hace una década apenas conocíamos y ahora campa a sus anchas por los hogares españoles es el hummus. Originario de Oriente Medio, no es más que una pasta hecha a base de garbanzos cocidos con zumo de limón y tahina pero que ha ido adquiriendo versiones como la de aceitunas negras, la de aguacate o la que traemos hoy: hummus de remolacha. Acompañado de unos crackers de semillas es un plato perfecto para picotear sin remordimientos en cualquier momento del día.

Salmonete a la sal con tartar de remolacha

Ahora que la primavera nos invita a degustar platos más ligeros y aprovechando que las preparaciones a la sal son elaboraciones perfectas para conseguir el punto perfecto de jugosidad, la receta que mejor reúne estos requisitos es esta de salmonete a la sal con tartar de remolacha. Esta receta también se puede elaborar con otros pescados como la lubina, la dorada o la trucha.

Más sobre gastronomía saludable en
La Salud Sabe Bien.

 

Comentarios

Remolacha: llena de color... y de propiedades