Los desahuciados de La Tenderina vivirán separados provisionalmente

La Voz OVIEDO

OVIEDO

Los protestantes junto con la familia delante de la Consejería de Servicios y Derechos Sociales
Los protestantes junto con la familia delante de la Consejería de Servicios y Derechos Sociales

Los cinco miembros de la familia, dos de ellos menores, se repartirán entre la casa de un familiar y los domicilios de miembros de la PAH de Oviedo

04 jun 2019 . Actualizado a las 19:42 h.

El juzgado ha ejecutado la orden de desahucio ante el impago del alquiler de la vivienda en la que residían en el barrio de La Tenderina, en Oviedo, los cinco integrantes de una familia, dos de ellos menores, que tendrán que vivir separados en varios domicilios de la capital asturiana hasta que encuentren un piso definitivo del que puedan asumir la renta. Un familiar acogerá a una de las menores hasta que termine las clases en el colegio, ubicado en las inmediaciones del domicilio del que ha sido desahuciada, y el resto se alojará en domicilios de miembros de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca de Oviedo (PAH), según ha informado su presidenta, Pilar Galán Luján.

Galán ha señalado que un particular ha cedido, de forma altruista y totalmente anónima, un piso que tiene en Oviedo para que puedan alojarse provisionalmente durante la época estival para tener un mayor margen de tiempo mientras encuentran una solución definitiva y pueden acceder a un piso de alquiler asequible a sus ingresos. El compromiso adquirido con este vecino es que la familia abonará los gastos que ocasionen los suministros de servicios básicos, como luz, agua, etcétera, durante el verano, al ser la época en que esta vivienda estará desocupada y a su disposición.

La PAH ha denunciado la escasa sensibilidad mostrada por los titulares de los organismos oficiales que asumieron esta causa, y especialmente a los del juzgado y Servicios Sociales del Ayuntamiento de Oviedo. La Plataforma ha denunciado, en un comunicado, que el titular del Juzgado de Primera Instancia número 4 de Oviedo ha consumado el desahucio «sin molestarse en contestar» a la solicitud de suspensión presentada «in extremis» la semana pasada y condenando a la familia a «la marginalidad y la exclusión residencial» al carecer de recursos para acceder a un vivienda de alquiler en el mercado libre.