El Sporting necesita fichar tres delanteros y a Rubén García

Torrecilla tiene por delante un duro trabajo

Rubén García
Rubén García

El Real Sporting de Gijón sigue en obras y la mayor inversión está por llegar, al tener completamente despoblada su delantera en estos momentos.

Rubén Baraja ha perdido de un plumazo a su eje ofensivo con las salidas de Michael Santos, Nano Mesa, Carlos Castro, Borja Viguera y Rubén García, sin olvidar que otro futbolista de un perfil similar, como es Pablo Pérez, tiene la puerta abierta para salir durante el verano si llega alguna propuesta que convenza a ambas partes.

La única prioridad segura en la agenda de refuerzos es la del citado Rubén García, que está realizando la pretemporada con el Levante, club del que es declarado seguidor. Sin embargo, sus posibilidades de superar el cásting levantinista son reducidas en estos momentos y el Sporting aguarda su momento para tratar de hacerse con sus servicios, si finalmente rescinde su año de contrato y llega con la carta de libertad. En su defecto, se buscará a un clon si no puede volver, ya que su perfil encajó como anillo al dedo en lo que el cuerpo técnico estaba buscando para dinamizar al equipo.

Para el puesto de 9, la idea principal pasa por incorporar tres perfiles diferentes. Algo muy sencillo sobre el papel, pero no tanto cuando uno va a pescar en el mercado. En ese sentido, la posible venta de Sergio Álvarez ampliaría el abanico de opciones disponibles al aumentarse el tope salarial.

En principio, se busca a un delantero notable en las características básicas de un 9, como lo fue Michael Santos la pasada temporada, con gol, desmarques constantes y capacidad de pelear por balones divididos; otro punta más clásico, de mayor altura y que pueda fijar a la zaga, aportando un perfil complementario que pueda decantar partidos concretos jugando de espaldas a la portería rival; y otro más rápido y ágil, con mayor capacidad asociativa para bajar a recibir el cuero y caer a las bandas. El único factor clave entre todos ellos, además del remate mínimo que se presupone a un delantero, es la intensidad que aportaron el uruguayo y Nano Mesa, para evitar los errores del pasado con Stefan Scepovic y Carlos Castro.

Si no se encuentran en el mercado a esos futbolistas y las otras posibilidades con perfiles más similares entre ellos tampoco convencen, se buscará la solución en casa. Tanto André Sousa como Nacho Méndez tienen capacidad para adelantar su posición hasta la mediapunta, donde ya han disputado partidos; así como Carlos Carmona también tiene calidad y gol suficiente para jugar por dentro, pero supondría buscar otra solución para el costado diestro.

Tampoco se debe olvidar que actualmente se encuentran a las ordenes de Rubén Baraja dos futbolistas del Sporting B, como son Pablo Fernández y Gorka Santamaría, que a falta de refuerzos contarán con minutos de juego en los primeros encuentros amistosos, salvo sorpresa. De modo que ambos tendrán la oportunidad de convencer al cuerpo técnico de que pueden ser ascendidos de forma definitiva.

403 Forbidden

Forbidden

You don't have permission to access /votacion/pixel_votos_responsive.php on this server.


Apache/2.2.22 (Debian) Server at www.lavozdeasturias.es Port 80

El Sporting necesita fichar tres delanteros y a Rubén García