El otro galeón

El pecio de la Armada Invencible de Ribadeo nos recuerda el valor del patrimonio submarino como el de Rande