El fuerte carácter de Meghan sorprende en palacio


El príncipe Enrique y Meghan Markle han proyectado una envidiosa imagen de felicidad desde que se anunció su boda, dejando los problemas familiares de la exactriz aparte, pero no todo es perfecto de puertas adentro en el hogar de los Sussex. Ayer la prensa británica se despachó con dos noticias que ofrecen una visión diferente. Por un lado, la asistenta personal de Meghan ha renunciado a su puesto de forma repentina tan solo seis meses después de la boda, una noticia que ha podido confirmar el Daily Mail, que habla de un auténtico «shock en palacio». Fuentes reales aseguran que la trabajadora, de nombre Melissa, jugó un papel central en el éxito de la boda real, celebrada en mayo, y en la gestión de la información acerca de las desavenencias de la duquesa con su padre. En torno a la celebración de la boda real hubo más de un problema y ahí viene la segunda noticia. The Sun reveló que la elección de la tiara que lució la novia desató tensas negociaciones en palacio, ya que Meghan quería una joya de esmeraldas que Isabel II se negó a prestarle y tuvo que lucir otra de platino y diamantes elegida por la reina. «El príncipe Enrique se puso furioso cuando les dijeron que era imposible», asegura el diario. Fue entonces, según The Sun, cuando abuela y nieto tuvieron una conversación en la que la reina le advirtió acerca del carácter conflictivo de su mujer.

Viaje a Perú

La reina Letizia tiene suerte de estar la próxima semana de viaje en Perú, porque no tendrá que asistir a la fiesta del 70.º cumpleaños del príncipe Carlos en Buckingham y no tendrá que encontrarse con Marie-Chantal Miller, que la criticó públicamente tras su desmán con la reina Sofía en la catedral de Palma.

Fan de babyspice

Emma Stone reveló esta semana en el programa de Jimmy Fallon su adoración incondicional por las Spice Girls, cuya próxima gira no piensa perderse. Su condición de fan llega a tal punto que su nombre real es Emily, pero empezó a pedir que le llamaran Emma por su Spice Girl favorita, Emma Bunton, que era conocida como Baby Spice. La de las coletas, para entendernos.

Salud mental

Lady Gaga aprovechó una entrega de premios en Beverly Hills para hablar de sus problemas de salud mental y de la importancia de la prevención. La cantante explicó que las experiencias traumáticas del pasado la atormentaron hasta el punto de que su lucha acabó por provocarle «dolor crónico, fibromialgia, ataques de pánico, respuestas de trauma agudo y espirales mentales debilitantes, que incluían la idealización del suicidio y un comportamiento masoquista». Y añadió: «Hubo días muy difíciles en los que no pude vencer».

Más información

Valora este artículo

1 votos
Comentarios

El fuerte carácter de Meghan sorprende en palacio