El Gobierno introduce por error una estimación de que el 70% de la población se contagiará de COVID-19 en un documento del SEPE

Tras haberlo publicado, el Ministerio asegura que no existe tal estimación


Una contratación de análisis para detectar el COVID-19 entre sus trabajadores por parte de la Dirección General del Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE), organismo dependiente del Ministerio de Trabajo y Economía Social, ha dejado al descubierto las previsiones de contagio del Gobierno: el 70% de la población acabará contrayendo la enfermedad, aunque horas después, rectificó.

Aclarando que había sido un error haber incluido la cifra e incluso negando la existencia de la propia estimación del 70%, el SEPE emitió una nota en la que asegura que «procederá a la aclaración de la Memoria Justificativa y Pliego de Prescripciones Técnicas de dicho contrato». «Los ratios de transmisión, así como la incidencia sobre la población española, serán los determinados por las autoridades sanitarias españolas como resultado de los estudios epidemiológicos que se realicen por éstas», aclara.

Sin embargo, en un primer momento, esa cifra del 70% estaba incluida en un documento de contratación aprobado por el Ministerio y publicado este miércoles en el en el Boletín Oficial del Estado (BOE). En el detalle de esta contratación, el documento oficial asumía que «la previsión de las autoridades sanitarias es que en torno al 70% de la población se contagie en los próximos meses», según recogió la agencia Europa Press. El SEPE «contrata de emergencia la realización de análisis, de carácter voluntario, encaminados a detectar la infección por coronavirus Sars-Cov2 (Covid-19), concretamente para el servicio de refuerzo del Centro de Atención a Usuarios (CAU)».

Este documento supuso la primera estimación pública oficial por parte del Gobierno del porcentaje de personas que podrían contagiarse con el COVID-19 en España, ya que hasta el momento no había afirmado públicamente nada al respecto. En términos comparativos, cabe recordar que el pasado 12 de marzo, cuando España apenas contabilizaba unos dos mil infectados, la canciller alemana, Angela Merkel, aseguró que sin disponer de vacuna ni tratamiento todavía, esperaba que el 60 o 70% de los alemanes acabarían dando positivo. En ese momento, eran 1.296 los afectados en el país germano.

Este mismo dato fue antes predicho por el epidemiólogo, Marc Lipsitch, de la Universidad de Harvard, quien afirmó que el coronavirus infectaría en un año entre un 40 y 70% de la humanidad. Y un estudio posterior, del Imperial College de Londres que colabora con la Organización Mundial de la Salud (OMS), ya estimaba una infección en España en marzo del 15% de la población, y barajaba la posibilidad de que estuviera infectado más del 40%.

Positivos en casi todos los centros de trabajo

Por otro lado, el documento señalaba que, «casi todos los centros de trabajo presentarán algún caso» y que «el ratio de transmisión es de 1 a 3 aproximadamente». Dos datos ya conocidos y explicados por el Gobierno, como señalaba el mismo texto, que añade la necesidad de realizar test para un mejor control de la infección. «La experiencia acumulada en las últimas semanas muestra que la aparición de un caso compatible entre el personal que presta servicios mínimos presencialmente puede haber supuesto el contagio a otros trabajadores/as, haciéndose preciso adoptar medidas para conocer, de forma voluntaria para las personas, si los posibles contactos laborales están contagiados o no a fin de impedir su regreso al trabajo o bien hacerlo en condiciones de seguridad si no se hubiese transmitido el virus», señalaba.

«Además, para la propia persona con síntomas compatibles, la no confirmación puede suponer extender el tiempo de cuarentena más allá de lo necesario en los casos en que no se trate de infección por SARS CoV2», explicaba el SEPE en el documento.

Conoce nuestra newsletter

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Comentarios

El Gobierno introduce por error una estimación de que el 70% de la población se contagiará de COVID-19 en un documento del SEPE