Podemos reclama al sanchismo distanciarse del PP para entenderse en Asturias

Ripa se muestra cauto ante las repercusiones en el Principado del nuevo clima político entre Pedro Sánchez y Pablo Iglesias

Daniel Ripa
Daniel Ripa

Redacción

En el debate de la moción de censura, en el las palabras de Pedro Sánchez después del comité federal del partido y de cara al encuentro que el retornado secretario general socialista celebrará con Pablo Iglesias, se han sucedido los guiños para intentar un entendimiento entre el «nuevo PSOE» y Podemos de cara a lo que resta de legislatura. Pero son, de momento, expectativas y además limitadas al ámbito estatal. Con «prudencia» y «precaución» espera el secretario general de Podemos Asturies, Daniel Ripa el desarrollo de los acontecimientos ante la posibilidad de encontrar un nuevo entendimiento entre ambas formaciones en el Principado. Las relaciones han sido más que tensas desde el comienzo de la legislatura y en el Ejecutivo de Javier Fernández ven un «gobierno en epílogo» y con riesgo de «bunkerización». Sobre la eventualidad de que una victoria del bando sanchista en las primarias de la FSA, que se celebrarán el próximo 17 de septiembre, facilitara las relaciones entre ambos grupos, Ripa se mostró cauto y, en todo caso, apuntó que sería necesario que marcaran una distancia profunda con el PP que, en su opinión, no se ha dado hasta ahora.

«Habrá que ver qué posiciones defiende el sanchismo en las primarias de la FSA, porque han tenido una voz muy nítida en lo estatal oponiéndose a Rajoy, pero habrá que ver qué dicen en Asturias donde nosotros hemos estado muy solitarios criticando el pacto con el PP» y afirmó que la actual dirección socialista hubiera preferido que Caunedo siguiera al frente de la alcaldía de Oviedo. En este sentido, el secretario general de Podemos Asturies insistió en que deben evitarse «los pactos desde arriba» ya que un posible acuerdo entre socialistas y morados a nivel nacional no tendría por qué tener un traslado automático al ámbito autonómico. «Siempre defendimos que los acuerdos deben hacerse en los territorios y vinculados a lo local», afirmó

Todo ello, lo acompañó Ripa de una intensa crítica a la labor desarrollada por el Gobierno asturiano a lo largo de la legislatura. A su juicio «la FSA ha paralizado la actividad política en Asturias por sus procesos internos y desde las primarias Javier Fernández está desaparecido y no ha querido rendir cuentas ni en el congreso federal ni en Asturias». El dirigente morado afirmó que el proceso de primarias ha demostrado que los socialistas asturianos «eran minoritarios en su lejanía con Podemos y su cercanía con el PP» y añadió que temía «un riesgo de bunkerización» por su parte para no acordar «cuestiones razonables y de sentido común que propone Podemos».

Ripa citó como ejemplo la falta de apoyos a su propuesta de creación de una oficina anticorrupción (un texto legislativo que fue rechazado por los letrados de la Junta General en términos muy duros) pero que en su opinión no ha salido adelante porque el asturiano «es el único partido socialista que se opone a unas medidas que se están aprobando en Andalucía o Baleares». También acusó de «filibusterismo parlamentario» al PSOE en el debate sobre la reforma electoral o el choque respecto a la Ley de Montes «que es una barbaridad y un disparate jurídico» y ante la que su grupo ha presentado en el Congreso un recurso de constitucionalidad. Se da la circunstancia que la ley de montes (promovida por el PP en Asturias) recibió el apoyo de todos los grupos menos Podemos; y luego fue contestada por el Ejecutivo central (también del PP) por entender que invadía sus competencias. Este miércoles, el portavoz de IU en la Junta General, Gaspar Llamazares pidó a sus diputados nacionales que no firmaran ese recurso porque la reforma se pactó con las organizaciones agrarias.

Acuerdo con IU

Respecto a la petición por parte del coordinador general de IU, Alberto Garzón, de evaluar el acuerdo de coalición de Unidos Podemos por la falta de «visibilidad» de las iniciativas políticas de su grupo; y las críticas de Llamazares (opuesto a ese acuerdo) y que reclamó una rectificación y que su formación concurra en solitario a los comicios autonómicos y municipales; Ripa señaló que «en pocos lugares como en Asturias hubo más visibilidad de IU en la campaña del 26J»; en todo caso destacó que era una visión «compartida por ambas formaciones» de que los resultados no habían sido buenos, o al menos los esperados. «El problema es que la confluencia no se soluciona en Madrid sino no se traslada antes a los territorios» y apostó por «trabajar mejor por una convergencia que respete la identidad de ambas formaciones». 

Comentarios

Podemos reclama al sanchismo distanciarse del PP para entenderse en Asturias