El hotel se impone como alojamiento entre los turistas en Asturias

La comodidad les lleva a elegir esta opción frente a los pisos turísticos o casas rurales

Los turistas explican sus opciones preferidas para el alojamiento en Asturias Los visitantes prefieren los hoteles que los pisos privados

Redacción

Es agosto y las calles de Oviedo están llenas de viajeros que disfrutan de sus vacaciones en el norte. La mayoría de ellos están de paso por la capital asturiana, como parada de un viaje que implica recorrer buena parte de la provincia, en unos casos, y distintas ciudades del norte peninsular, en otros. Pero si algo tienen en común unos y otros es que el hotel sigue siendo su opción predilecta a la hora de alojarse durante sus vacaciones de verano.

Entre las razones habituales se encuentra la comodidad. Es el caso de Victoria González y Javier Ortega, una pareja que viene de Girona y que se aloja en Avilés. A su paso por Oviedo explican que lo que les ha traído al norte es un viaje organizado por agencia. «Internet nos ofrece tanto que no sabes a qué atenerte y así nos lo organizan todo un poco», señalan. Y de momento, su elección ha sido acertada ya que, aunque no habían estado nunca en el norte, están disfrutando de lo que califican como «una tierra muy bonita».

También han optado por un viaje preorganizado Joaquín Marín y su familia. Alojado en el Hotel Begoña de Gijón y originarios de Alicante, considera que el hotel «es la opción más cómoda y que esté organizado hace que no nos tengamos que preocupar por nada más que por coger el coche o el autobús». También por comodidad, el barcelonés Paco Garrido se decidió a reservar un hotel a través de Booking. Según cuenta, dado que tiene una niña pequeña, es lo más adecuado. Y es que Booking suele ser habitual para los viajeros que quieren buscar un alojamiento con rapidez. Así ha sido en el caso de Mario Chicharro y Hune Mateo. Estos barceloneses se alojan en Viella y se decantaron por el hotel porque «lo cogimos a última hora, fue por facilidad».

Otra opción muy popular entre las familias, por el espacio añadido, son los apartahoteles. Ignacio Rodríguez es claro ejemplo de ello. Junto a su familia granadina suman cuatro personas y este año, para sus vacaciones por el norte, han optado por ir alojándose en apartahoteles «por comodidad porque, como somos cuatro, es difícil encontrar un buen alojamiento. Así que vamos eligiendo según vayamos avanvanzando en nuestros destinos», cuenta. En la misma línea están Fermín Vidal y su familia. Vienen de Madrid y, mientras conocen los aires frescos del norte, se alojan en hoteles y apartamentos rurales. Por el momento, asegura, la experiencia les está yendo «muy bien».

Las casas rurales no se quedan fuera de las opciones. Benito Lara y Presen Muñoz vienen de Manresa, pero no por primera vez. En esta ocasión se han alojado en Quintes, en una casa-hotel rural que han contratado a través de internet. «Estar ahí alojados nos da comodidad y familiaridad, nos gusta mucho la tranquilidad», sostienen.

Algo más alternativos son Natalia González y Luis Hidalgo. Vienen de Valdepeñas (Ciudad Real) y están en Oviedo como parada dentro de un viaje totalmente improvisado. «Hemos venido con la moto y la tienda y vamos de camping. Es algo que solemos hacer», afirman. También vienen de un camping Daniel Prieto, su mujer y sus hijos. Originarios de Vitoria, ahora están en Oviedo y, para poder descansar en mejores condiciones, han cambiado el camping por un hotel. «Es muy económico y lo hemos elegido para pasar el día», sostienen, ya que después se asentarán en su casa de Noja hasta el fin de sus vacaciones.

Historia parecida a la de los aventureros de Valdepeñas es la de Eduardo Boronat y Vicente Almela, de Castellón de la Plana, quienes se han lanzado a la carretera en autocaravana. «Es la primera vez que lo hacemos», sostienen, «es un viaje diferente». Su idea es animarse a realizar el camino primitivo «y si en esta visita nos gusta, volveremos», aseguran. Ahora, en Oviedo, aprovechan su tiempo para realizar un poco de turismo y conocer los principales puntos de interés de la ciudad.

El Camino de Santiago atrae a muchos viajeros y, aunque lo habitual es pensar que los peregrinos se alojarán en albergues, Guillermo Anaya desmiente el mito. El valenciano empieza su andadura en Oviedo, donde se aloja en un sencillo hotel de tres estrellas. De las trece etapas del camino primitivo se decide a hacer seis este año para completar la experiencia el que viene. En cuanto a las razones de elegir hotel, Anaya considera que «el punto de arranque debe ser de esta manera, luego ya iremos de albergue en albergue». A lo que añade que, «en Oviedo la figura del peregrino está desdibujada, hay mucho turismo y cosas que ver».

Vive Camino

Toda la información sobre el Camino de Santiago en Vive Camino

Valora este artículo

2 votos
Comentarios

El hotel se impone como alojamiento entre los turistas en Asturias