Alerta en el Principado: el viento complica la extinción de los incendios

El Sepa reconoce que las condiciones dificultan la extinción desde el aire. El número de focos se reduce a 21 pero preocupan las condiciones

Un helicóptero trata de sofocar un incendio en las proximidades de Naves (Llanes)
Un helicóptero trata de sofocar un incendio en las proximidades de Naves (Llanes)

El Servicio de Emergencias del Principado (Sepa) ha alertado de que el viento comienza a complicar las tareas de extinción de los incendios, fundamentalmente en la zona centro y en el sur de la región. El problema es que la previsión no es nada halagüeña. La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) prevé que el aire alcance rachas máximas de hasta 100 kilómetros por hora, tanto en el suroccidente como en la cordillera. esto podría ayudar a propagar los fuegos todavía activos y a extender nuevos conatos. Además, dificulta la labor de extinción desde el cielo, con las siete aeronaves que trabajan de manera incansable desde el domingo.

El último balance realizado por el Sepa, a mediodía del martes, contabiliza en la región 21 incendios forestales en 15 concejos. Del total, 12 están activos: Aller (1), Carreño (1), Grado (1), Laviana (1), Lena (3), Piloña (1), Ponga (1), Pravia (1), Sobrescobio (1). Los otros nueve están controlados en los concejos de Belmonte de Miranda, Cangas de Onís, Cangas del Narcea, Llanes, Salas y Valdés.

La cifra es muy inferior a la registrada la madrugada del domingo al lunes, cuando se llegaron a detectar hasta 139 focos repartidos en 32 concejos. Con la llegada de la luz y de los efectivos de la Unidad Militar de Emergencia (UME), la situación fue mejorando paulatinamente. No obstante, desde entonces un total de 300 efectivos trabajan sobre el terreno para controlar esta oleada de fuegos intencionados. Ese es el drama denunciado por el Principado. El Gobierno regional ha reconocido que la inmensa mayoría son intencionados. Tan solo un par están relacionados con caídas de tendidos eléctricos. Así la que Fiscalía ha abierto diligencias para tratar de localizar a los pirómanos y para trazar estrategias preventivas, antes incluso de finiquitar la crisis. La delegada del Gobierno en Asturias, Delia Losa, ha pedido a los asturianos que colaboren con las autoridades y que presenten la correspondiente denuncia en caso de que tengan constancia de quién o quiénes son los autores.

Desde la aparición de los primeros focos, el pasado jueves, 28 de febrero, el número total de fuegos asciende a 347. El consejero de Presidencia, Guillermo Martínez, ha incidido en que aún es pronto para saber cuánta superficie se ha quemado. No obstante, ha precisado que salvo el de Soto de los Infantes, en Salas, el resto no son grandes incendios, ya que no han alcanzado las 500 hectáreas de terreno calcinado.

Asturias se lanza a la caza de los pirómanos que provocaron la ola de incendios

Susana D. Machargo

La Fiscalía no espera ni al final de la crisis para abrir una investigación. El Principado denuncia que la inmensa mayoría de los focos son intencionados. Delegación del Gobierno reclama la colaboración ciudadana

El olor a madera quemada inundó incluso el centro de Oviedo. Las llamas quedaron lejos de los núcleos de población pero iluminaron el cielo nocturno de Asturias y el aroma llegó mucho más allá del cinturón rural. Los incendios forestales han vuelto a poner en jaque a la región. Espoleados por las altas temperaturas y los vientos del sur, la madrugada del domingo al lunes se llegaron a registrar hasta 139 focos repartidos en 32 de los 78 concejos en los que se divide la región. Con la llegada de la luz y de los efectivos de la Unidad Militar de Emergencia (UME), la situación mejoró. No obstante, el drama es el mismo. Con circunstancias meteorológicas adversas aparecen decenas de fuegos de manera simultánea a lo largo de todo el Principado. El Gobierno regional ha reconocido que la inmensa mayoría son intencionados. Tan solo un par están relacionados con caídas de tendidos eléctricos. Así la que Fiscalía ha abierto diligencias para tratar de localizar a los pirómanos y para trazar estrategias preventivas, antes incluso de finiquitar la crisis. Mientras tanto ecologistas y ganaderos se han enzarzado en una disputa dialéctica recurrente en estos momentos de crisis. El hecho de que se haya levantado el acotamiento al pastoreo del suelo calcinado se ha convertido en un arma arrojadiza recurrente.

Seguir leyendo

403 Forbidden

Forbidden

You don't have permission to access /votacion/pixel_votos_responsive.php on this server.


Apache/2.2.22 (Debian) Server at www.lavozdeasturias.es Port 80
Comentarios

Alerta en el Principado: el viento complica la extinción de los incendios