Finlandia le roba el calor a Asturias: ¿cuándo volverá?

Las altas temperaturas se trasladan al extremo norte de Europa. Hay fecha para recuperar el sol

AUTOVIA AUTOPISTA DEL CANTABRICO - A-8
VIADUCTO DE NAVIA
AUTOVIA AUTOPISTA DEL CANTABRICO - A-8 VIADUCTO DE NAVIA
Nacho G. Ruano
Redacción

A estas alturas del año, muchos asturianos solo quieren saber cuándo podrán ir a playa. De momento, habrá que armarse de paciencia. La previsión para los próximos días no invita demasiado al optimismo. Hasta el próximo fin de semana, el tiempo será primaveral, es decir, muy cambiante. Ahora mismo, Asturias se encuentra en una situación intermedia en las altas presiones, que están en el Atlántico, y las bajas, que se encuentran sobre el Reino Unido. La configuración está justo al revés de lo que sería necesario para tener tiempo seco y cálido. Si el anticiclón estuviese al norte de la Península, bloquearía el paso de las borrascas e impulsaría aire cálido desde el sur. El jueves es el día D: un anticiclón proveniente del norte de Europa podría pasar cerca de la comunidad cambiando el panorama primaveral que vive Asturias.

Además, estos días tenemos aire frío en las capas altas de la atmósfera, principal responsable de la situación meteorológica actual, con mucha nube y temperaturas discretas, tanto las máximas como las mínimas. Y mientras las anomalías negativas (valor por debajo de la media) se concentran en Asturias, el calor que hace una semana dejó temperaturas muy altas se ha trasladado al extremo norte de Europa. La borrasca sobre el Reino Unido y otro anticiclón situado en el este del continente han creado un corredor de aire cálido que llega a países como Finlandia o Suecia, donde el termómetro ha llegado a los 29 grados, muy por encima de lo que suele ser habitual por esas latitudes.

La semana comenzará en la comunidad con una circulación de vientos del norte y noroeste. En la práctica significa que las nubes bajas seguirán siendo frecuentes a lo largo y ancho de la región. No se descartan tampoco chubascos débiles que se pueden extender por toda la comunidad a lo largo de la jornada del lunes. En cuanto al termómetro, marcará cifras suaves, con 18 grados de máxima en puntos como Oviedo y Cangas del Narcea, según recoge la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet). Además, la cota de nieve caerá el martes hasta los 1.200 metros. Los modelos apuntan a que esta situación de tiempo húmedo y temperaturas bajas para la época se mantendrá como mínimo hasta el jueves.

Lo que pasará después presenta, en estos momentos, mucha incertidumbre. Los principales modelos meteorológicos coinciden en que el anticiclón recuperaría protagonismo aunque difieren en la intensidad de su influencia. Según el modelo GFS americano, el centro de altas presiones iría reforzándose progresivamente a partir del viernes hasta situarse sobre la bretaña francesa. Esto permitiría que regresase el viento del nordés y, en consecuencia, habría cielo despejado de forma generalizada y ascenso de las temperaturas. Mientras tanto, el modelo europeo ECMWF también ve esa mayor presencia del anticiclón aunque con algo más de vientos húmedos del oeste. Al menos, que coincidan es una muy buena señal para Asturias vuelva a disfrutar del tiempo que le corresponde, más propio ya del verano, una estación que arrancará en dos semanas. 

Comentarios

Finlandia le roba el calor a Asturias: ¿cuándo volverá?