30 grados al sol y el agua, fría

Las temperatura ambiente en Asturias remonta con la salida del sol. El Cantábrico se mantiene helado

Una gijonesa toma el sol en la playa
Una gijonesa toma el sol en la playa

Ha salido el sol y los termómetros lo han agradecido. El Principado está lejos de los registros de la ola de calor que asfixia a media España pero, al menos, la temperatura ya es más propia del verano. Dos concejos han estado ya por encima de los 30 grados. Son los de Cabrales y Lena. En Aller han rebasado los 29 grados. Los asturiano, ávidos de playa, han estrenado la temporada de baños. Lo malo es que el Cantábrico todavía no acompaña. El agua, según los registros de las boyas de Puertos del Estado, todavía no ha llegado ni a los 18 grados. Eso sí, está mejor que el fin de semana, donde lo habitual fueron unos heladores 15 grados. Las previsiones para mañana, jueves, son más de lo mismo. Cielos despejados, brisa en la costa y el mercurio en cotas suficiente como para guardar, a fin, la ropa de invierno en los armarios.

Las máximas del día, por ser más precisos, han sido de 30,7 y 30,6 grados en Cabrales y Lena. En Felechosa (Aller), se ha alcanzado los 29,4 grados. En Mieres, han llegado a 28,5 y a una décima se ha quedado Tineo. También las mínimas, registradas a primera hora de la mañana han sido más altas que en los útimos años. Ningún municipio ha estado por debajo de los 10 grados, lo que no parece demasiado pedir para la época del año. Donde más frío ha hecho ha sido en Leitariegos (Cangas del narcea), donde a las dos de madrugada había 10,7 grados. En Felechosa, por tomar como referencia una de las localidades más calurosas, el mercurio no ha bajado de 14,7 grados, lo que refleja que en la montaña central prácticamente nada recuerda a la temporada de nieve. Así ha quedado recogido en las estaciones de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet).

Ahora resta que el Cantábrico también se ponga a tono. La boya de Puertos del Estado en Gijón recoge que la máxima del día se estableció alrededor de las dos de la tarde y fue de 17,6 grados. Puede parece poco pero dos días antes estaba dos grados por debajo. La baliza del mismo organismo en cabo Peñas ha llegado a 17,37 también hoy, miércoles. En el Cantábrico oriental, frente a las costas de País Vasco, la temperatura es más agradable y ya está rozando los 19 grados.

La predicción para mañana, jueves, recoge la aparición de posibles tormentas, especialmente en la cordillera, aunque podrían extenderse al resto del interior de Asturias. Las temperaturas apenas registrarán cambios, aunque las máximas comenzarán a bajar precisamente por el extremo oriental. El vientos flojo soplará del norte en las horas centrales y del oeste, má intenso, al final del día. El viernes seguirá descendiendo el mercurio pero no se espera que llueva. Estará más cubierto por la mañana e irá despejando a lo largo del día.   

Este es el incierto verano que le espera a Asturias

La Voz
La playa de San Lorenzo de Gijón, con paseantes, espectadores y bañistas en pleno Sábado Santo
La playa de San Lorenzo de Gijón, con paseantes, espectadores y bañistas en pleno Sábado Santo

Meteorología ha señalado que el estío se presenta con muchas dudas sobre las precipitaciones

Asturias afrontará un verano cálido y contará con las mismas probabilidades de que los meses de julio, agosto y septiembre sean húmedos, normales y secos en cuanto a su nivel de precipitaciones, tras dejar atrás una primavera con déficit de lluvias. El delegado de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), Ángel Gómez Peláez, ha presentado el avance de predicción para este verano y el balance climático de la primavera que ha sido cálida, soleada, con poca actividad tormentosa y con un déficit de precipitaciones de un 32 por ciento respecto a la normalidad.

Seguir leyendo

  

Comentarios

30 grados al sol y el agua, fría