Asturias pone en marcha un plan para reciclar hasta un millón de mascarillas al día

L.O.

ASTURIAS

Gente comprando con mascarillas esta mañana
Gente comprando con mascarillas esta mañana Marcos Míguez

La consejería de Ciencia coordina una iniciativa con la empresa Bioquochem y el Ejército para la producción en masa

23 mar 2020 . Actualizado a las 09:54 h.

Las mascarillas son uno de los elementos de los que más se carece en las últimas semanas para frenar la epidemia de coronavirus. Se trata de una de las principales demandas de los trabajadores sanitarios y cuidadores que están en contacto con la población de riesgo. Por este motivo Asturias prepara un proyecto para reciclar mascarillas. Según informó el Gobierno autonómico, la Consejería de Ciencia coordina una alianza de instituciones y empresas asturianas que trabajan en una propuesta para reciclar hasta 100.000 mascarillas al día, una cantidad que podría escalarse hasta el millón diario en caso de disponer de suficiente personal y material. Actualmente se está testando el protocolo de desinfección de las mascarillas para posteriormente, en caso de ser viable, iniciar  su aplicación masiva.

En esta iniciativa será fundamental la involucración del Ejército y de la Guardia Civil. Según destacó el Principado, el equipo para la puesta en marcha de esta iniciativa está formado por la empresa Bioquochem, con el director de I+D+i, David Hevia, al frente; el Grupo Masaveu; la Universidad de Oviedo, con un equipo de voluntarios que testará el material en distintos laboratorios; y con la colaboración de la Guardia Civil y del Ejército, que será una de las piezas fundamentales en el proceso de reciclaje de mascarillas y otros equipamientos imprescindibles para el personal sanitario. La propuesta cuenta con el visto bueno del Servicio de Salud del Principado de Asturias (SESPA).

Todo el material necesario para el arranque del proyecto ha sido donado, y ahora la prioridad se centra en testar que el protocolo de desinfección funciona sin dañar las mascarillas, sus fibras o sus tamaños de poro, críticos en la protección. Este proceso será realizado en el centro tecnológico Idonial, en distintos laboratorios de la Universidad de Oviedo, y por un equipo de voluntarios especializados coordinados desde la gerencia de la institución académica asturiana.