Turnos horarios y locales municipales: así planifica Educación la vuelta al cole en septiembre

Educación se reúne con representantes de los ayuntamientos de Oviedo, Gijón, Avilés y Castrillón para intentar usar locales municipales. La consejería escucha a las familias

la consejera de Educación, Carmen Suárez; el jefe de gabinete de la consejería, Pedro Pablo Rey; y la secretaria técnica de la Consejería de Educación, Begoña Fernández; se reúnen con el teniente alcalde del Ayuntamiento de Oviedo,  Mario Arias; el concejal de Educación, José Luis Costillas; y los concejales Yolanda Vidal y Luis Pacho.
la consejera de Educación, Carmen Suárez; el jefe de gabinete de la consejería, Pedro Pablo Rey; y la secretaria técnica de la Consejería de Educación, Begoña Fernández; se reúnen con el teniente alcalde del Ayuntamiento de Oviedo, Mario Arias; el concejal de Educación, José Luis Costillas; y los concejales Yolanda Vidal y Luis Pacho.

El principal problema para planificar la vuelta al cole en septiembre es la falta de espacios. Sobre todo en el área metropolitana, los centros públicos y concertados están llenos y es imposible encontrar aulas o salas para poder organizar desdobles que garanticen el metro y medio de seguridad frente al coronavirus. Así que las dos principales opciones que baraja la Consejería de Educación son los turnos horarios y la búsqueda de locales municipales, cedidos por los ayuntamientos. Los turnos son una opción para los institutos, para los alumnos de Secundaria o Formación Profesional, pero en el caso de Infantil y Primaria, la administración busca con ahínco espacios.

La consejera Carmen Suárez acaba de iniciar una ronda de reuniones con representantes de los Gobiernos municipales de Oviedo, Gijón, Avilés y Castrillón, que son los concejos donde la falta de espacio parece más acuciante. La intención de Carmen Suárez es explorar la posibilidad de usar esas dependencias municipales. Las sesiones de trabajo han comenzado por Oviedo pero ya tienen en agenda los otros tres.  

Hay otra alternativa más: optimizar los espacios existentes. Esto se podría conseguir con la organización de turnos diferentes. Esto permitiría reutilizar aulas con diferentes grupos. En este caso, parece más complicado con los colegios públicos de Infantil y Primaria, por una cuestión de edades y más sencillo con los institutos de Secundaria e, incluso, con los centros concertados que suman todos los cursos de la enseñanza obligatoria hasta el Bachillerato.

Las familias

Así se lo ha trasladado también a las familias, en otra reunión diferente organizada en la propia consejería. Tanto a la Federación de Asociaciones de Padres  y Madres Miguel Virgós como la Concapa, el colectivo mayoritario en la pública, les ha comentado los problemas que están encontrando para cumplir los nuevos ratios. Desiré Fernández, de Concapa, entiende que es un puzle difícil de encajar y está dispuesta a escuchar la planificación en la que se está trabajando. Lo único a los que se niega es a repartir alumnos escolarizados en la concertada por colegios públicos de menos matrícula para así cumplir la distancia de seguridad. Fernández insiste en que algo así no supone respetar el derecho a la educación de los alumnos.

La portavoz de la FAPA, Miguel Virgós, Clara Díaz, insiste en que debe primar el derecho de los alumnos y en que se tiene que invertir todo aquello que sea necesario. Una vez que el sistema sanitario ha resistido la epidemia, ahora toca invertir en Educación y optimizar los recursos. Este planteamiento es común a los padres de las dos redes, tanto la pública como la concertada. Entienden que la solución tiene que ser a la medida de los centros pero también exigen que haya como mínimo un marco general que todos tendrán que cumplir.

El marco negociador

El Principado constituyó en mayo grupos de trabajo que diseñan, por niveles educativos, planes y respuestas para cada uno de los tres escenarios que podrían darse el próximo curso: el de la asistencia total del alumnado a los centros, un modelo mixto telemático y presencial, y el de una enseñanza enteramente telemática ante un eventual confinamiento. El primero es el preferente.

Durante la última Conferencia Sectorial de Educación, celebrada el 11 de junio, el Principado ya defendió la conveniencia de comenzar el curso en septiembre con la máxima presencia de alumnado en las aulas, en todos los centros y niveles, siempre y cuando lo permitan las autoridades sanitarias. Por el momento, la recomendación es mantener una distancia interpersonal de 1,5 metros y adoptar las medidas de seguridad e higiene oportunas.

Comentarios

Turnos horarios y locales municipales: así planifica Educación la vuelta al cole en septiembre