Asturias baraja el uso obligatorio de la mascarilla: así la utilizan los españoles

El mapa nacional demuestra importantes diferencias en función de la comunidad autónoma

El presidente del Principado de Asturias, Adrián Barbón, durante la presentación de la exposición «Orlando Pelayo: exilio y memoria» del Museo de Bellas Artes de Asturias.
El presidente del Principado de Asturias, Adrián Barbón, durante la presentación de la exposición «Orlando Pelayo: exilio y memoria» del Museo de Bellas Artes de Asturias.

oviedo

En la «nueva normalidad», como medida de prevención e higiene, las personas de seis años en adelante están obligadas por el Ministerio de Sanidad a usar mascarilla en el transporte público -aviones, barcos, autobuses, trenes y vagones de metro- y en el privado, si en el vehículo viaja más de una persona y estas conviven en domicilios distintos. También, en espacios cerrados de uso público, en la calle y al aire libre, pero solo si no se puede mantener una distancia interpersonal de un metro y medio. Al decaer el estado de alarma, los Gobiernos autonómicos pasaron a ser competentes en la materia y algunos, cautos, prefirieron revisar estas normas y endurecerlas. A medida que surgen nuevos brotes, algunas autonomías han ido endureciendo las medidas de uso. En Asturias todavía no se ha tomado ninguna medida en ese sentido, pero el presidente del Principado, Adrián Barbón, ha reconocido que baraja la posibilidad de que la mascarilla sea obligatoria incluso cuando se cumpla la distancia social. En la actualidad el 87% de los asturianos utiliza ese elemento de protección.

El director general de Salud Pública, Rafael Cofiño ha manifestado este jueves que «el objetivo es ir hacia la obligatoriedad del uso de la mascarilla». Ha añadido que «si se hace con el apercibimiento o no es una cuestión que estará por debatir».

En este sentido el consejero de Salud, Pablo Fernández, ha manifestado que «las cosas hay que hacerlas con mucho cuidado, y las normas hay que trabajarlas para que sean útiles y eficaces». «Es necesario un trabajo previo de los expertos de salud pública y los que tienen que hacer que la norma sea la adecuada. estamos trabajando en ello», ha indicado el consejero.

Cofiño, junto al consejero de Salud, Pablo Fernández y la gerente del Sespa, Concepción Saavedra, han comparecido este jueves en la Comisión de Estudio de la gestión de la crisis sanitaria COVID-19; según informó Europa Press.

La portavoz del Gobierno asturianor, Melania Álvarez, ha confirmado tras el Consejo de Gobierno que el Principado «está valorando la opción», tras ver «rebrotes importantes» en otras autonomías.

Actualmente la mascarilla es obligatoria en tres zonas de España -A Mariña lucense, Ordicia (País Vasco) y toda Cataluña-, en todo momento y en todo lugar, como consecuencia de los últimos rebrotes de coronavirus. La Generalitat informó este miércoles de que multará con cien euros a quién no la lleve. Sin embargo, su uso cuando no se puede garantizar la distancia de seguridad se instauró ya en todo el país el pasado 21 de mayo. ¿Se ha respetado desde entonces esta norma? ¿Cómo ha evolucionado la utilización de este protector en este mes y medio? ¿Quiénes han sido los españoles más cumplidores y en qué parte del mapa se ha desobedecido más? El estudio de seroprevalencia del Ministerio Sanidad y el Instituto de Salud Carlos III incluye un ránking geográfico sobre el tema. A la cola se encuentra Guipúzcoa, donde solo un 45,5 % de la población se tapa la nariz y la boca para evitar propagar el virus y contagiarse de él; en las primeras posiciones, Cáceres y Jaén, donde un 96,2 % sigue las medidas impuestas desde el Gobierno. En Asturias las usa más del 87% de la población, según ese informe.

Los datos del trabajo de Sanidad y el ISCIII muestran cómo se ha ido extendiendo durante este tiempo la adopción del uso de la mascarilla. Mientras que a mediados de mayo, un 19,3 % de la población española de más de 6 años no utilizaba nunca la mascarilla, a finales del mismo mes esta proporción se redujo notablemente hasta el 11,3 %. Durante el mes de junio, cayó al 8,4 % y al 7,3 %.

El protector ha sido bien recibido en Almería (el 95,7 % lo lleva), Cádiz (95,5 %), Madrid (95,3 %), Albacete (95,1 %) y Barcelona (95,1 %). No tanto en Vizcaya, donde un 23,5 % de las personas no usan mascarilla, ni en Mallorca (no se la ponen un 22,4 %). Tampoco en Álava (el 20 % va sin ella) ni en Lugo (un 18,9 % prefiere no protegerse).

Comentarios

Asturias baraja el uso obligatorio de la mascarilla: así la utilizan los españoles