Asturias defiende la aplicación de estados de alarma parciales

ASTURIAS

Adrián Barbón, presidente del Principado de Asturias
Adrián Barbón, presidente del Principado de Asturias Gobierno del Principado de Asturias

Adrián Barbón sostiene que es una opción que contempla la ley. El presidente del Principado reclama fortalecer el Ministerio de Sanidad para hacer frente a los rebrotes

29 jul 2020 . Actualizado a las 13:43 h.

La obsesión de Adrián Barbón es adelantarse a los acontecimientos para evitar que la pandemia vuelva a descontrolarse y eso suponga un nuevo cierre total. Las consecuencias sanitarias y económicas serían demoledoras y, por ello, el Principado continúa tomando medidas para frenar los rebrotes. Hasta el momento lo ha conseguido, pero acaba de aprobar nuevas restricciones a la hostelería y al ocio nocturno para anticiparse a posibles escenarios. Además, el líder del Ejecutivo autonómico ha explicado los planteamientos que defenderá en la conferencia de presidentes del próximo viernes en La Rioja. Las más destacadas son el fortalecimiento del Ministerio de Salud y la petición de una armonización fiscal de mínimos para evitar el dumping entre comunidades. ATambién ha puesto sobre la mesa la opción de que se decreten, tal y como asevera que recoge la legislación española, estados de alarma parciales en los diferentes territorios nacionales.

El presidente del Principado quiere que la voz de los asturianos se escuche en Madrid y en el resto de comunidades, y por ello, lleva una lista de reivindicaciones a la 20 conferencia de presidentes del viernes en La Rioja. Será la primera presencial después de 14 telemáticas. Entre todas las opciones que Barbón defenderá a ese encuentro, destaca su petición de que se apliquen estados de alarma parciales en España. «La ley orgánica que regula los estados de alarma incluye la posibilidad, aunque parezca mentira porque no se ha puesto encima de la mesa, ya sea por desconocimiento o porque prefieren ocultarlo, de decretar esos estados de alarma parciales», ha explicado.

Barbón ha apuntado que esa medida es «una vía a explorar que deberá ser consensuada con la responsabilidad autonómica», pero ha dejado claro que «lo que no puede ser es que los que ahora critican que el Gobierno de España no actúa son los que pedían que finalizara el estado de alarma». «Yo fui el que se quedó hasta el último pidiendo que el estado de alarma se prorrogara en tres comunidades porque no tenían controlada la situación, y defendí que pasaran por todas las fases de la desescalada», ha añadido antes de concluir que «por decir eso me cayó la del pulpo».