Los bares deberán dejar de servir en barra a partir de la medianoche

El consejo de gobierno aprueba nuevas medidas restrictivas a la hostelería y al ocio nocturno

La barra de una pub con gel hidroalcohólico
La barra de una pub con gel hidroalcohólico

Oviedo

El objetivo es tomar medidas antes de que la situación se descontrole. Asturias tiene activos dos brotes, uno con seis positivos relacionados con una cervecería en Oviedo y otro de cuatro vinculados a un viaje de estudios a Málaga, pero la situación nada tiene que ver con la que vive una buena parte de España. En algunas comunidades, el ritmo de aumento de infectados crece a un ritmo vertiginoso, y eso ha hecho que regiones como el Principado intenten anticiparse. Las últimas decisiones tomadas por Salud afectan al ocio nocturno y a la hostelería. Ya habían sido anunciadas por la Consjería de Salud y ahora acaban de ser aprobadas, y concretadas, en el consejo de Gobierno.

El presidente del Gobierno, Adrián Barbón, ha detalaldo esas nuevas medidas. La primera, que es la que tendrá más impacto, es el adelanto del horario de cierre de los locales. No podrán estar abiertos más allá de las 2.00 horas y no pondrán aceptar nuevos clientes desde las 1.30 horas. La segunda medida es que desde las 00.00 horas no podrán atender en barra, situación que reduce el aforo de forma considerable.

La tercera de las medidas es la recomendación de llevar un registro de clientes que permita realizar un seguimiento en caso de que se produzca un brote. El motivo de que sea una recomendación y no una obligación es evitar problemas legales, ya que Barbón ha explicado que en otras comunidades que han adoptado medidas similares se han encontrado problemas. Eso sí, el presidente del Principado ha incidido en que es un sistema garantista, que los datos solo pueden utilizarse para temas relacionados con el coronavirus y que los que incumplan la ley se exponen a sanciones millonarias.

El Gobierno asturiano ya procedió la semana pasada a prohibir los botellones en cualquier espacio público, al igual que otras comunidades autónomas, por el riesgo que estas reuniones de jóvenes tienen para la transmisión del coronavirus.

Respecto a las críticas, el presidente asturiano ha incidido en que el sector hostelero estaba informado de que se preparaban estas medidas que, entiende, son «ajustadas y responsables» con el objetivo de «evitar una segunda ola» de contagios. «Anteponemos la salud pública a cualquier otra consideración», ha señalado Adrián Barbón, quien ha asumido que la gestión de su Ejecutivo pueda «generar críticas».

Estas medidas, ahora aprobadas, habían sido anunciadas previamente por el director general de Cuidados, Humanización y Atención Sociosanitaria, Sergio Valles. Valles ha reconocido que la experiencia en otras comunidades indica que parte de los nuevos casos están relacionados con el mal uso que se está haciendo de la hostelería, restauración y el ocio nocturno debido a «la aglomeración de personas, la relajación del uso de la mascarilla o que no se respete la distancia interpersonal». «Eso genera un riesgo grave que tiende a agravarse a medida que avanza la noche», ha añadido, motivo por el que han decidido tomar cartas en el asunto.

Por el momento, el Principado se ha limitado a proponer que el registro de clientes sea una recomendación. «Nuestras decisiones están basadas en la justificación y la prudencia, y en este escenario entendemos que una recomendación es lo que debemos hacer», ha afirmado. Valles también ha hecho un llamamiento a la ciudadanía y ha recordado que «continuamos en pandemia, estamos en un momento crítico y es necesario seguir haciéndolo bien. Solo mediante el civismo de todos saldremos vencedores de esta guerra sin balas», ha aseverado.

Comentarios

Los bares deberán dejar de servir en barra a partir de la medianoche