La hostelería ante las nuevas restricciones: «Estamos acojonados porque estas medidas matan a cualquier tipo de negocio»

La plataforma Hostelería con Conciencia critica la «nefasta y vergonzosa gestión del Principado» al obviar las necesidades de los trabajadores del sector

Protesta de la plataforma Hostelería Con Conciencia
Protesta de la plataforma Hostelería Con Conciencia

Las nuevas restricciones que el Gobierno del Principado aplicará a la hostelería, como el cierre de los negocios a las ocho de la tarde y la prohibición de fumar en las terrazas, no han gustado al sector, que consideran que las medidas vuelven a ser fruto de la improvisación e, incluso, consideran que esa improvisación podría ser la «estrategia».Así lo señalan desde la Plataforma Hostelería con Conciencia, colectivo que critica la «nefasta y vergonzosa gestión» del Gobierno del Principado por haber esperado hasta la finalización de las medidas vigentes desde diciembre «para reunirse y buscar soluciones comunes». Así, Félix Marcos, portavoz del colectivo califica de «pantomima» que el presidente Adrián Barbón les instara a dar a conocer sus propuestas el mismo día que se anunciaban las nuevas restricciones. «Lo entendemos como una pantomima con la que justificar que este gobierno escucha», manifestaba Marcos.

El mismo ha lamentado que una vez más a la hora de realizar el anuncio de las nuevas restricciones se hayan obviado «nuestras necesidades y las de nuestros trabajadores» y apostillaba que «somos conscientes de nuestras obligaciones por tanto reivindicamos nuestros derechos». En este sentido, señalaba que desde Hostelería con Conciencia siempre han defendido el criterio sanitario y que saben que para que la tasa de contagio descienda, es importante reducir el contacto social y la movilidad. Sin embargo, a esto apostillaba: «pero estamos hartos y cansados de que estas limitaciones se realicen a costa de un sector plagado de pequeños autónomos y microempresas, mientras al mismo tiempo se producen aglomeraciones en centros comerciales, medios de transporte públicos y privados, centros de trabajo, grandes corporaciones o incontables fiestas privadas».

En opinión de la plataforma del sector hostelero, «el presidente guarda silencio y prefiere buscar culpables en la hostelería, facilitando la desaparición y destrucción del pequeño comercio para beneficio de las grandes empresas...» y le reprochan a Adrián barbón que prometiera «dureza en la toma de decisiones» y, sin embargo, esté mostrando «más contundencia hacia los vulnerables que hacia los grandes empresarios. Y se siguen autodenominado socialistas y obreros», cuestiona el portavoz de la plataforma. Así, Félix Marcos manifiesta que ante las nuevas restricciones del Principado, los hosteleros «estamos acojonados porque estas medidas matan a cualquier tipo de negocio».

Plan de contingencia ante nuevas restricciones

No obstante, la medida restrictiva del Gobierno del Principado de cerrar la hostelería a las ocho de la tarde para hacer frente a un nuevo aumento de casos positivos por COVID-19 no ha pillado a la hostelería por sorpresa. Desde la Plataforma Hostelería con Conciencia ante la posibilidad de que llegaran limitaciones de este tipo tras las fiestas navideñas ha desarrollado un plan de contingencia en el que expone las necesidades y posibles soluciones para el sector según las circunstancias. Así, el plan contempla dos partes: una que incluye las medidas en el caso de un hipotético cierre y otra de cara a una apertura más restrictiva, que es justamente la que se anunciaba en la jornada de este lunes. En ambos casos se detallan las medidas económicas y sociosanitarias que podrían contribuir a paliar en cierto modo la crisis que está padeciendo el sector.

Teniendo en cuenta que lo que plantea el ejecutivo autonómico es que la hostelería concluya su actividad dos horas antes del toque de queda, estas son las seis peticiones que reclama el colectivo Hostelería con Conciencia en su plan de contingencia para apertura con medidas restrictivas:

Medidas Económicas

1. La primera reivindicación del colectivo es la necesidad de un plan de conciliación para autónomos por situaciones relacionadas con la pandemia. Hostelería con Conciencia expone que el plan estatal Mecuida excluye al trabajo por cuenta propia, por lo que en el documento señalan que «necesitamos urgentemente un plan regional que permita cubrir las necesidades por conciliación familiar en caso de tener familiares directos en cuarentena o por incapacidades derivadas de la pandemia». En su defecto, instan al Gobierno del Principado a presionar para la inclusión del sector y de los autónomos en el plan de conciliación vigente por el Gobierno Central, así como en la prórroga de dicho plan.

2. En lo que compete al Principado, la plataforma pone de manifiesto la necesidad de una contraprestación económica mensual equitativa que ayude a los locales más vulnerables (barrios alejados del centro, locales pequeños, locales sin posibilidad de terrazas, con servicio de cenas anulado por restricciones horarias…), una ayuda que consideran que debe ser «variable en función de la renta y los gastos fijos del local, viéndose incrementadas para los locales más vulnerables».

Medidas sociosanitarias

3. Una reclamación que hace el colectivo es «la voluntariedad de cierre acogiéndose a las ayudas». En este sentido, desde la plataforma se explica que hay distintos modelos hosteleros y de negocio «para los que este escenario de restricciones hace inviable una apertura». Por tanto, consideran necesario que se permita el cierre voluntario a aquellos establecimientos que por sus características (tipo de licencia, actividad, aforo, horario, etc.) no puedan mantener su actividad de forma rentable. Además, piden que estos negocios puedan seguir «optando a las ayudas especificadas en el apartado ‘medidas económicas por decreto de cierre del sector’».

4. El plan de contingencia de Hostelería con Conciencia reivindica también la creación de un sistema de desescalada que permita adaptarse a los diferentes tipos de negocio teniendo en cuenta los datos sanitarios y teniendo como referencia el Plan de Actuaciones de respuesta coordinada para el control de la transmisión de COVID-19, presentado por el comité interterritorial del Sistema Nacional de Salud.

Ese sistema de desescalada señala que una vez se levanten las medidas, «en ningún momento se realizarán restricciones a un horario inferior a las 00:00 horas, teniendo que acogerse a un cierre total en caso de que así sea, siendo este el primer paso de la desescalada, con mesas de 4 personas a excepción de convivientes que puede ampliarse a 5 ó 6 en casos excepcionales». El segundo paso propone una ampliación del horario a las 00:30 y que se permitan mesas de 6 comensales sean o no convivientes. En el tercer y último paso reclaman que se permita el uso de barras con metro y medio de distancia.

Desde Hostelería con Conciencia ponen de manifiesto también que lo que indican los datos es que las reuniones sociales son el mayor foco de contagio y que esas reuniones se han incrementado tras el cierre de la hostelería. Teniendo en cuenta esto, lo que plantea el colectivo, como actuación que puede llevar a cabo el Gobierno del Principado, es:

5. Un cambio estratégico en la política de concienciación de la ciudadanía. La plataforma insta a que se vea la hostelería como solución y no como problema. «Para ello, el gobierno habría de fomentar las reuniones familiares en los establecimientos públicos para evitar las reuniones a domicilios, donde tanto las medidas sanitarias (distanciamiento, uso de la mascarilla, horarios, etc.) son de difícil control por parte de la autoridad pertinente», apuntan.

6. El colectivo también demanda al Principado «mayor efectividad a la hora de velar por el cumplimiento de la normativa sanitaria y una mayor contundencia a la hora de aplicar las sanciones pertinentes». En este sentido, desde Hostelería con Conciencia señalan que «los locales que incumplen sistemáticamente la normativa, suponen una lacra para la mayor parte de este sector, que antepone la salud a cualquier motivo económico».

«Estas propuestas y medidas deberían tenerse en cuenta para futuros escenarios similares, creando una base para sufragar las pérdidas económicas, afrontar los pagos y, de la misma manera, proteger a la sociedad cumpliendo las medidas sanitarias y respetando los datos y el trabajo que está realizando todo el sector sanitario», manifiestan desde el colectivo, que lamenta que el Gobierno del Principado haya esperado hasta la finalización de las medidas vigentes «para reunirse en busca de soluciones comunes».

Conoce nuestra newsletter

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Comentarios

La hostelería ante las nuevas restricciones: «Estamos acojonados porque estas medidas matan a cualquier tipo de negocio»