Estas son las claves para evitar una cuarta ola de covid-19

Carmen Liedo REDACCIÓN

ASTURIAS

Primeras vacunas de Pfizer aplicadas en Asturias contra el Covid-19
Primeras vacunas de Pfizer aplicadas en Asturias contra el Covid-19 GOBIERNO DE ASTURIAS

Los expertos abogan por mantener las restricciones, reforzar los dispositivos de salud pública, intensificar la vigilancia epidemiológica sobre las nuevas variantes del virus y ser lo más eficientes posible en la vacunación

14 feb 2021 . Actualizado a las 05:00 h.

La tercera ola de la covid-19 remite en Asturias. Los datos de nuevos contagios, incidencia acumulada y positividad de los últimos días muestran una mejor evolución y a algunos de los concejos que llevaban semanas en cierre perimetral se les ha levantado o se les va a levantar la restricción. Esta mejora, que de ninguna manera significa que se haya doblegado la curva de esta última ola, genera cierto alivio y, a la vez, una nueva inquietud a los expertos ante el temor de que se puedan relajar las medidas y que ello pueda derivar en una cuarta ola. Para tratar de evitarla, los epidemiólogos aportan varias claves teniendo en cuenta la experiencia de lo sucedido los meses anteriores.

Mantener las restricciones y no bajar la guardia

Daniel López-Acuña, exdirector de Salud Pública de la Organización Mundial de la Salud (OMS), manifiesta que aunque la incidencia va descendiendo, «todavía esté en niveles muy altos tanto en España como en Asturias», con lo cual destaca que aunque la curva está empezando a descender, no significa que se haya doblegado. Teniendo en cuenta esto, aboga por «no bajar la guardia, que se mantengan las restricciones de forma tajante y no desescalemos» para tratar de evitar una nueva sacudida de la covid-19 porque tiene claro que «sólo con el procedimiento de vacunación no basta para controlar la cuarta ola».

Con él coincide el epidemiólogo y director de la Unidad de Investigación en Emergencias y Desastres de la Universidad de Oviedo, Pedro Arcos, que señala que «no se pueden relajar las medidas hasta que no se tenga al 70 por ciento de la gente vacunada». El mismo traslada que hay que tener claro que «cuando abres aumentan los casos y cuando cierras bajan», con lo que señala que «no debería haber relajación de medidas» o, a lo sumo, «aflojar en alguna cosa» si se diera el caso de que la incidencia acumulada en 14 días estuviera por debajo de los 150 casos por 100.000 habitantes.