Nuevos casos de cobros abusivos por apertura urgente de puertas en Asturias

La empresa denunciada por estas prácticas factura cantidades que rondan los 600 euros, cuando para estos trabajos los costes medios «están en torno a cien euros» en la región

Detalle de una factura por apertura de puerta de urgencia cobrada a un cliente en Mieres
Detalle de una factura por apertura de puerta de urgencia cobrada a un cliente en Mieres

Asturias

La Unión de Consumidores de Asturias (UCE) alerta de que ha recibido más denuncias de cobros abusivos en trabajos de apertura de puertas en la región en las últimas semanas. Dacio Alonso, presidente de la UCE, destaca que, mientras que para estos trabajos en la región los costes medios «están en torno a cien euros», la empresa denunciada por estas prácticas cobra cantidades que en algunos casos rondan los 600 euros.

Alonso avisa de que «esta empresa de cerrajería, que tiene su sede social en Alcobendas, a través de su página web y con mucha publicidad consigue tener un posicionamiento en Google privilegiado», lo que le permite «aparecer en primer lugar cuando alguien busca un cerrajero urgente. Tiene una red de autónomos vinculados a esta firma y a este teléfono por todo el territorio».

La empresa procede entonces a contactar con el cliente «por teléfono y le indican que en 15 o 20 minutos se persona el cerrajero». De acuerdo con Dacio Alonso, en el momento en el que se les preguntan sobre una orientación de cuanto les pueden cobrar por el servicio comienzan las evasivas. «En la mayoría de los casos  la operación de apertura consiste en liberar el resbalón de la puerta de entrada, algo que hacen con una tarjeta de plástico y en cinco minutos sin necesidad de más intervención», resalta.

El presupuesto por delante

Cuando llega el momento de preguntar cuánto se le debe al profesional «la odisea comienza». Es entonces cuando el operario asociado a esta compañía de cerrajería «le da al cliente el presupuesto y le manda firmar. ‘Mire son 519,09 euros’. Es decir, se aprovechan de una necesidad urgente, donde lo importante para la persona es que le abran la puerta y sosegar su angustia. En ningún caso de los que conocemos se le indicó nada de nada sobre el precio. Lo que hacen es entregar un presupuesto para que firmen su conformidad a posteriori».

Donde, a juicio del presidente de UCE Asturias, «reside el engaño» es en la «total y absoluta falta de transparencia en la actuación». Partiendo de la base de que los precios en este segmento de actividad, obviamente, son libres «la única condición es que el usuario sepa y conozca al detalle antes de llevar a cabo esa intervención que necesita cuánto le va a costar; ahí reside la ilegalidad de esta práctica».

Alonso indica que el decreto del Principado de Asturias que regula la prestación de servicios a domicilio establece «como condición sine qua non que en el presupuesto que se le facilita al cliente antes de la intervención debe constar, de puño y letra del mismo, que lo acepta y se le entrega antes de los trabajos a realizar, con el fin de garantizar de forma fehaciente que conocía el precio y, por lo tanto, autorizó la intervención».

Y es que desde la UCE resaltan que en las denuncias que les han llegado, las personas afectadas «comentaron que su puerta no valía esos 519,09 euros» que, como mínimo, se pagaron por alguno de esos trabajos. Insiste en que en la región «hay suficientes cerrajeros profesionales que esta intervención la tienen tasada y no supera los 100 euros, como así lo trasladamos al juzgado exigiendo la devolución de la diferencia entre lo cobrado de forma ilegal y abusiva y lo que sería una intervención con los precios medios en Asturias».

A la Unión de Consumidores de Asturias ya le han llegado cuatro denuncias por este tipo de prácticas en Gijón, y otras tres en Oviedo, Avilés y Mieres, respectivamente. Dos socios relataron a la UCE que se les había quedado la llave dentro de casa. Entonces buscaron en Internet una empresa y «el presupuesto se lo dieron después de haber abierto la puerta, ya que el operario llegó y la abrió con gran rapidez con una tarjeta de plástico, una vez que había hecho el trabajo le dijo lo que era y les dio a firmar el documento».

En otra de las denuncias «la persona preguntó el coste por teléfono y le dijeron que ya se lo indicaría el cerrajero al llegar al domicilio. En ambos casos coinciden en destacar la rapidez de la apertura de la puerta y que el presupuesto lo firmaron a posteriori». El resultado es que, con una diferencia de apenas una semana, a estas personas «les cobraron 519,09 euros por abrir en cinco minutos una puerta cuyo coste es menor que el del mencionado servicio».

Dacio Alonso advierte a las personas que tengan que contratar servicios de cerrajería de urgencia que opten por profesionales de confianza y, en cualquier caso, que conste «escrito de puño y letra por el cliente que ha recibido el presupuesto antes de realizar los trabajos» según Decreto 100/2004 del Principado, que regula la prestación de servicios a domicilio.

La UCE ha procedido a denunciar las acciones de esta empresa ante la Agencia Regional de Consumo, «con el objeto de sancionar esta conducta por falta muy grave y, por otro lado, para resarcir el abuso presentando se presenta demanda en los juzgados. La base jurídica para ambas actuaciones la tenemos en el Decreto 100/2004 de 30 de Diciembre, que modificó el de 1996».

Y es que, se pregunta Dacio Alonso, «¿quién aceptaría que le cobrasen 500 euros por abrir su puerta con una tarjeta?». «En la modificación de ese decreto participamos nosotros para atacar el engaño de las reparaciones urgentes en los domicilios, donde el efecto sorpresivo se produce precisamente en este tipo de casuística. Es decir, no te informan del coste, actúan y después te quedas perplejo cuando te dan a firmar el presupuesto», denuncia.

La gravedad de los casos hasta ahora denunciados es más preocupante, si cabe, «por el perfil de gente mayor que vive sola y angustiada por la situación y resulta que le cuesta más abrir la puerta que lo que cobra por su pensión. En cualquier caso tenemos que ser capaces de proteger a nuestros mayores de estos desalmados e indecentes, que aprovechan una urgente necesidad para aplicar usura y engaño a una persona extremadamente vulnerable, tanto por su edad como por su situación económica».

Conoce nuestra newsletter

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Comentarios

Nuevos casos de cobros abusivos por apertura urgente de puertas en Asturias