En busca del oso que atacó de gravedad a una vecina de Sonande

Esther Rodríguez
Esther Rodríguez REDACCIÓN

ASTURIAS

El alcalde de Cangas del Narcea José Víctor Rodríguez señala que pese a ser una circunstancia excepcional, «los plantígrados se están humanizando y eso supone un riesgo de seguridad»

31 may 2021 . Actualizado a las 11:06 h.

Tanto la patrulla oso de la Guardería de Medio Rural como el Seprona de la Guardia Civil ya trabajan en intentar localizar al oso que ayer atacó de gravedad a C.S, de 75 años, en la localidad de Sonande, en Cangas del Narcea. «Lo están haciendo para comprobar si es una hembra o un macho. Si es un ejemplar que resulte, de esta investigación, calificado como agresivo pues obviamente se va a extraer de la zona», asegura José Víctor Rodríguez, alcalde del municipio, quien subraya que se desconoce el motivo del ataque y que «los plantígrados se están humanizando y eso supone un riesgo de seguridad». No obstante, se trata de la primera arremetida de un plantígrado a un ser humano registrada en Asturias desde hace tres décadas.  

Además, el regidor señala que pese a ser una circunstancia excepcional, «es cierto que también durante los últimos años, la presión del oso y la fauna salvaje en general sobre la carga ganadera ha ido en incremento». Asimismo, especifica que cada vez se acercan más los osos a las zonas pobladas. «En las últimas semana y principios del mes de mayo, en esta misma zona de Cangas de Narcea, en Cibea, hemos visto videos de un oso que caminaba entre el pueblo. Hay que recordar que no es una especie doméstica, que es un animal salvaje y que eso lo que conlleva es un cierto riesgo», advierte.

El suceso tuvo lugar en torno a las 21.30 horas cuando la señora daba un paseo con unos familiares y a la salida de la curva se encontró con el animal. El ejemplar adulto de grandes dimensiones le dio un zarpazo que le desgarró la cara y le provocó una rotura de cadera ya que la tiró al suelo. También trató de arrastrarla, pero los acompañantes de esta, que iban más adelantados en el camino, lograron a gritos espantar al animal. La víctima fue trasladada en primer lugar al Hospital Carmen y Severo Ochoa donde ingresó por urgencias a causa de la fractura aunque fue trasladada luego al HUCA para una intervención de cirugía maxilofacial.