Tensión en las gasolineras ante el descuento de 20 céntimos: «Algunas no están informatizadas y tendrán que hacerlo a mano»

Esther Rodríguez
Esther Rodríguez REDACCIÓN

ASTURIAS

MONICA IRAGO

El presidente de las estaciones de servicio del Principado, José María Barrero, afirma que la rebaja hará que gasolineras que vendan poco tendrán que adelantar 1.000 euros. Si la Agencia Tributaria no otorga cuanto antes esos adelantos varias estaciones de servicio irán a la quiebra

31 mar 2022 . Actualizado a las 18:36 h.

Todas las gasolineras de España deberán aplicar a partir de mañana y hasta el próximo 30 de junio un descuento de 20 céntimos por litro repostado a cualquier cliente. Una bonificación sobre los carburantes que supondrá un ahorro para los consumidores -en Asturias será de 34,5 millones de euros-, pero que podrá llevar a la quiebra a varias estaciones de servicio en el Principado. «El 70% somos pymes o micropymes y no todas tenemos una gran liquidez para hacer frente a esta rebaja, sobre todo aquellas que vendan poco porque les puede suponer un adelanto de hasta 1.000 euros al día», advierte el presidente de la Asociación de Profesionales de Estaciones de Servicio del Principado, José María Barrero, quien insta a la Agencia Tributaria a otorgar «cuanto antes» esos adelantos.

Además, a esto se suma que no todas ellas están preparadas para aplicar dichas bonificaciones -«algunas no están informatizadas y tendrán que hacerlo a mano»- ni tampoco saben muy bien cómo hacerlo en el caso de que el consumidor pague con una tarjeta petrolera. «La preocupación es máxima porque las grandes compañías no nos han dado todavía pautas al respecto y no sabemos si en el pago se mete a los céntimos del Gobierno o no, porque claro ellas con sus aplicaciones de pago hacen directamente un abono de 10 céntimos», asegura José María Barrero.

En el caso de que el consumidor pague con efectivo o con tarjeta de crédito o débito, que es la mayoría de las veces, tienen claro que deben cobrar el precio normal del combustible y aparte en el ticket añadir una línea en la que se incluya el descuento de 20 céntimos por litro. Una bonificación «sencilla de realizar» pero con la que José María Barrero no está muy de acuerdo, puesto que «el Gobierno con el Decreto nos ha cargado este coste financiero al sector minorista que somos los más débiles con 11.500 puntos de venta repartidos por España, cuando las petroleras son 20-30 en el país».