Ambiente tenso en Tenerife antes de recibir al Oviedo

Una treintena de aficionados interrumpen el entrenamiento de ayer de los blanquiazules

Afición del Tenerife en el derbi canario
Afición del Tenerife en el derbi canario

Oviedo

No está siendo una temporada fácil para el CD Tenerife. El conjunto chicharrero, uno de los favoritos a luchar por los puestos de privilegio al principio del curso, se juega la categoría en las últimas jornadas y esta situación genera una tensión sin precedentes recientes en el club canario.

Si durante la semana varias peñas convocaron una manifestación que se celebrará en la previa del partido ante el Real Oviedo con el objetivo de pedir la dimisión del presidente de la entidad, ayer una treintena de aficionados interrumpieron el entrenamiento celebrado en el Heliodoro Rodríguez López. Los miembros del Frente Blanquiazul hablaron con Luis César Sampedro, técnico del Tenerife, y Aitor Sanz y Suso Santana, capitanes del primer equipo.

A través de un comunicado oficial, el club blanquiazul condena enérgicamente los hechos e informa de que serán puestos en conocimiento de las autoridades competentes, a los efectos oportunos. Además, según dicho escrito, «algunos/as de los/as profesionales de los medios de comunicación presentes en la sesión preparatoria sufrieron amenazas».

Estos incidentes conviven con la promoción de localidades cuyo objetivo es llenar el Heliodoro Rodríguez López ante el Real Oviedo este domingo y ante el Real Zaragoza en la última jornada. De momento, la afición se está volcando y solo quedan 150 entradas a la venta. 

Comentarios

Ambiente tenso en Tenerife antes de recibir al Oviedo