5 momentos que marcaron la temporada

ALFONSO SUÁREZ OVIEDO

AZUL CARBAYÓN

salvacion permanencia Real Oviedo Racing Carlos Tartiere.Los futbolistas del Real Oviedo celebran la permanencia tras su victoria ante el Racing
Los futbolistas del Real Oviedo celebran la permanencia tras su victoria ante el Racing Real Oviedo

El Real Oviedo ha vivido una montaña rusa de resultados y cambios durante un año marcado por la irregularidad

19 jul 2020 . Actualizado a las 11:03 h.

Un largo y sufrido curso llega a su fin. El Real Oviedo ha penado por Segunda División desde el pasado mes de agosto, con momentos en los que parecía que todo desembocaba en otro doloroso descenso a Segunda División B. Sin embargo, el compromiso del club y vestuario, unido a una racha de muy buenos resultados consiguieron que los de la capital del Principado alcanzaran la ansiada salvación. 

Estos son los 5 momentos que marcaron la temporada del Real Oviedo:

  • Un Oviedo descabezado: El arranque de la temporada no pudo ser peor. Los malos resultados sobre el terreno de juego se trasladaron a los despachos. En menos de dos meses, el club carbayón perdió a Sergio Egea, su primer entrenador, Joaquín Del Olmo, representante del Grupo CARSO, y Michu, secretario técnico que tenía que actuar como director deportivo ante la falta de ayuda y proyecto de la entidad. Se tardaría más de un mes en encontrar un sustituto para el asturiano. Francesc Arnau aterriza en Asturias a principios de diciembre. 
  • Victoria en Albacete y fuera del descenso: Los azules empiezan el curso de manera horrible. Un punto en los primeros cinco partidos se llevan por delante a Egea. El Real Oviedo solo suma tres empates en las primeras ocho jornadas. Son últimos y se encuentran totalmente descolgados. La llegada de Javi Rozada al banquillo, sin embargo, reactiva a la plantilla que consigue sumar ocho puntos ante Zaragoza, Tenerife, Numancia y Albacete, escapando momentáneamente de la zona baja. Tras vencer en el Carlos Belmonte, los asturianos se colocan en 18ª posición. Una jornada después, primera victoria de la temporada en el Tartiere (4-2 ante el Girona) y ya son 16º. Parece que el equipo despega. 

  • Tercer entrenador del curso: Todo se vuelve a torcer y dos rachas negativas de resultados vuelven a meter al equipo en el pozo del descenso. El 15 de febrero, ante el Alcorcón, el Real Oviedo cae en el Carlos Tartiere y Javi Rozada es destituido como entrenador del primer equipo. Llega el tercer preparador del año: José Ángel Ziganda. 
  • Lugo, el momento crítico: El nuevo míster se enfrenta a un inicio complicado. Sin apenas tiempo para imponer su estilo, tiene que hacer frente a Lugo, Tenerife y Extremadura, tres choques contra rivales directos. Su debut en Lugo deja muchas dudas y el equipo cae 1-0. Es el momento más crítico del curso. Los azules son penúltimos y tienen la salvación a cuatro puntos. El descenso no es ya una amenaza, es casi una realidad. 
  • Prestigio y salvación en Gijón y Zaragoza: Ziganda y los suyos salvan los 'match balls' ante Tenerife y Extremadura. El parón por pandemia tiene al equipo fuera del descenso, pero sigue al límite. El regreso del fútbol no ofrece buenas noticias y los azules son incapaces de ganar en dos partidos consecutivos en su feudo. Llegan al derbi con la necesidad imperiosa de puntuar y obtienen una gran victoria que les permite respirar. Tras caer en Soria y en Cádiz, las urgencias vuelven a apremiar, pero el equipo se rehace y logra vencer en casa a Mirandés y Las Palmas por la mínima. Pese a todo, necesita sumar en su visita a La Romareda para seguir soñando con la permanencia. En el momento más necesario, el Real Oviedo completa el mejor partido del curso y vence por 2-4. La salvación es casi un hecho y se confirma en el siguiente encuentro ante el Racing. 

Erik Aguado

El Real Oviedo ata a Erik Aguado, atacante del Lucena

Pablo Fernández

La permanencia del Real Oviedo en Segunda División era fundamental para el club y, de cara a la próxima temporada, muchas operaciones corrían peligro si los azules no lograban mantenerse en el fútbol profesional. Operaciones que, además del primer equipo, también afectaban al Vetusta. Si el equipo del Cuco Ziganda descendía, arrastraba al filial a Tercera División y muchas de las incorporaciones en las que la dirección deportiva carbayona llevaba tiempo trabajando se irían por la borda.

Una de esas operaciones es la de Erik Aguado (Monterrey, México; 1999). El Real Oviedo ya tiene atado a este atacante mexicano del Ciudad de Lucena, equipo que acabó segundo en uno de los grupos andaluces de Tercera División. El futbolista jugaría en un principio en el Vetusta, con ficha del filial pero con proyección de llegar al primer equipo. Diestro, delantero o segunda punta desde sus inicios en categorías inferiores, esta temporada ha despuntado en el equipo de Dimas Carrasco jugando como extremo derecho, donde disputó 27 encuentros y marcó 6 goles.

Seguir leyendo