El Oviedo juega con fuego

Los azules caen ante el Castellón merced a un gol en propia de Arribas y se meten de lleno en la pelea por la salvación

Blanco Leschuk Castellon Real Oviedo Castalia.Gustavo Blanco Leschuk trata de hacerse con un balón ante varios defensores del Castellón
Gustavo Blanco Leschuk trata de hacerse con un balón ante varios defensores del Castellón

Oviedo

Se confirmó que lo de Alcorcón no fue un susto ni una mala tarde. En Madrid, se salvó un punto. Ante el Castellón, no hubo tanta suerte y el Real Oviedo cosechó una derrota que tiene consecuencias (1-0). La primera, y la más clara, es que los de José Ángel Ziganda se meten de lleno en la pelea por la salvación. O por no descender, como se quiera ver. Un objetivo que parecía impensable hace unas semanas y que ahora mismo es una realidad.

Los números hablan por sí solos. El dato más preocupante es que los del Principado solo han ganado dos partidos desde el pasado 11 de diciembre. Los agraciados, Lugo y Zaragoza. Por el camino han pasado Albacete, Castellón, Cartagena, UD Logroñés o Alcorcón. Muy poca broma.

Vuelta a la normalidad

El experimento empezó y terminó en Santo Domingo. Cuco Ziganda no prolongó las probaturas y volvió a su equipo teóricamente titular, futbolista arriba futbolista abajo. Regreso al 4-2-3-1 y a una alineación reconocible. La única sorpresa era la ausencia de Simone Grippo en defensa. El suizo no disputó ni un minuto ante el Alcorcón y tampoco esta tarde en Castalia.

Con el regreso al equipo más reconocible, el Real Oviedo, afortunadamente, se olvidó también de recibir gol en la primera jugada del partido. Los del Principado salieron dominadores e incisivos, uno o dos puntos por encima de lo que acostumbraba últimamente. Así, Gustavo Blanco Leschuk rondó el gol en las primeras intentonas sin demasiada fortuna.

El argentino sería el protagonista de la mejor ocasión de la primera parte tras recibir un pase de Tejera, recortar a Gálvez dentro del área y ver cómo Krhin llegaba a la desesperada para rechazar su disparo. El delantero tardó muchísimo en armar la pierna ante Whalley.

Antes de esa ocasión, también rozó el gol Juanjo Nieto con una fantástica volea en una jugada a balón parado que terminó con el esférico rozando el palo derecho de la portería local. Los asturianos habían salido con las ideas claras y ganas de ponerse por delante pronto, pero la falta de puntería, más allá de la actuación de De la Fuente Ramos, fue el escollo más difícil en la primera parte.

El Castellón no estaba muerto

El Castellón es un equipo que, como el Real Oviedo el pasado curso, lleva toda la temporada en la zona baja. Es un conjunto acostumbrado a sufrir, a aguantar, a resistir. Los de Juan Carlos Garrido soportaron el mando azul de la primera parte para dar un paso adelante tras el paso por los vestuarios.

Los carbayones son un púgil con la mandíbula de cristal. Al mínimo golpe encajado, a la lona. Avisó Marc Mateu con un disparo lejano que se fue rozando el palo. A la segunda, fue la vencida. Falta lateral de bota Rubén Díez con mucho peligro y Arribas que, en su intento por despejar, introduce el esférico en su portería.

A la desesperada

Injusto o no, el Real Oviedo se veía abajo en el marcador sin que su rival hubiera disparado entre los tres palos. Es el sino de este equipo, al que cada día le ocurre algo nuevo. Goles en los primeros minutos, en propia, regalos en defensa… Un cóctel explosivo que amenaza con un final de temporada menos tranquilo de lo que se preveía.

Movió el banquillo Ziganda dando entrada a Rodri Ríos y Borja Valle en lugar de Mossa y Borja Sánchez. A punto estuvo el soriano de nivelar el electrónico, pero su remate a centro de Bolaño se fue fuera. Poco después, sería el berciano el que dispararía fuera desde la frontal en una posición casi inmejorable. 

Todo fue en balde. Incluso un gol bien anulado a Rodri por fuera de juego cuando ya se había entrado en la prolongación. Los intentos, que tampoco fueron demasiados ni muy claros, se desvanecieron ante una sólida defensa castellonense. 

El tramo tranquilo de calendario, aquel que debía acercar a los asturianos a la salvación, finaliza con el Real Oviedo inmerso de lleno en la pelea por la salvación. Solo un punto ante Alcorcón y Castellón. Cuatro puntos de los últimos dieciocho. Seis jornadas sin conocer la victoria. Y, sobre todo, nervios que empiezan a florecer.

Ficha técnica

CD Castellón: Whalley; Lapeña (Iago Indias, min 62), Gálvez, Krhin, Víctor García; Gus Ledes (Carlos Delgado, min 78), Bodiger; Rubén Díez (Carles Salvador, min 78), Señé, Marc Mateu; Jorge Fernández (Cubillas, min 90).

Real Oviedo: Femenías; Nieto, Arribas, Christian Fernández, Mossa (Rodri Ríos, min 73); Edgar González, Tejera; Sangalli, Nahuel Leiva, Borja Sánchez (Borja Valle, min 73); Blanco Leschuk.

Goles: 1-0 Arribas, en propia puerta (min 67).

Tarjetas: El colegiado De la Fuente Ramos amonestó a los locales Bodiger (min 87) y Iago Indias (min 90+7), y a los visitantes Blanco Leschuk (min 31), Nahuel Leiva (min 31), Tejera (min 34), Edgar (min 77) y Sangalli (min 89).

Incidencias: Estadio de Castalia.

El Vetusta arranca una segunda fase a vida o muerte

A.S.
Sandoval golpea un balón en el Vetusta-Cultural
Sandoval golpea un balón en el Vetusta-Cultural

Los azules, en busca de una de las tres plazas que dan derecho a jugar la próxima temporada en la nueva 2ª RFEF

Tras el chasco de no conseguir mantenerse en el tercer peldaño del fútbol español, el Real Oviedo Vetusta inicia la segunda fase de campeonato buscando una plaza en la cuarta categoría, la futura 2ª RFEF. Son tres plazas las que habrá en juego en el grupo y los azules parten con una ligera ventaja.

Ahora mismo, el conjunto de Emilio Cañedo ocupa una de las dos primeras plazas, junto con el Pontevedra, con 21 puntos. Solo uno más que Coruxo o Lealtad y dos por encima del Salamanca UDS. Por delante, ocho jornadas frenéticas en las que el filial azul debe tratar de minimizar el golpe y evitar un doble descenso.

Seguir leyendo

Conoce nuestra newsletter

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Comentarios

El Oviedo juega con fuego