El juzgado dictamina que los carteles fascistas de Gijón son libertad de expresión

Podemos Xixón no recurrirá el «exprés e inopinado» auto de sobreseimiento

Pasquines ultras en la sede de Podemos Xixón
Pasquines ultras en la sede de Podemos Xixón

Gijon

La magistrada del Juzgado de Instrucción número 2 de Gijón, Belén García, ha dictado el sobreseimiento y archivo de la denuncia presentada por Podemos Xixón contra lo que la formación morada consideró una agresión «fascista», al aparecer su sede empapelada con pasquines que aludían al dictador Francisco Franco el pasado 18 de julio. Contra la decisión judicial cabe recurso de reforma y subsidiario de apelación, según el auto del Juzgado, aunque el secretario general de Podemos Xixón, Mario Suárez del Fueyo, ha avanzado que no recurrirán tras el archivo «exprés e inopinado» de la denuncia.

«Esta sentencia y el archivo de diligencias dan alas a la extrema derecha en nuestra ciudad», ha lamentado, a través de una nota de prensa, el secretario general de Podemos Xixón, Mario Suárez del Fueyo, quien ha recordado que el pasado día 2 volvieron a empapelar la citada sede con carteles referidos al Valle de los Caídos, en los que llaman al presidente nacional, Pedro Sánchez, «profanador de tumbas». Este ha criticado, asimismo, que en el auto de sobreseimiento se argumente que este episodio «ha de entenderse que ha de encuadrarse en el contexto de la libertad de expresión que nuestra norma fundamental ampara y garantiza a todo ciudadano».

«Desde Podemos Xixón recibimos esta sentencia con un alto grado de indignación y serenidad», ha recalcado. «Indignación porque entendemos que no es justo ni ayuda a la democracia ni a la convivencia el que para la jueza esa actividad de agresión franquista al local de Podemos forma parte de la libertad de expresión», ha añadido. Para Podemos Xixón, utilizar el término de libertad de expresión para amparar a personas que únicamente destilan odio hacia el progreso y una mirada retrógrada no contribuye a construir sociedad ni ciudad.

Según Del Fueyo, sentencias de este tipo hacen que los grupos que se atechan bajo el paraguas del deporte y sus aficiones «empiecen a actuar en otras áreas y facetas de la vida de nuestra ciudad, como mismamente pudimos ver este 8 de agosto con la aparición de pintadas de apología del nazismo en el barrio de Pumarín», ha remarcado.

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

El juzgado dictamina que los carteles fascistas de Gijón son libertad de expresión