La «pequeña Carlota», favorita de MasterChef

Esta concursante gijonesa de 8 años se ha ganado el cariño del público y del jurado desde el primer programa

La concursante gijonesa de Master Chef Carlota
La concursante gijonesa de Master Chef Carlota

Redacción

MasterChef Junior 6 arranca su una nueva edición, en la que los más peques tendrán que vérselas en las cocinas con sus jueces Samantha Vallejo Nágera, Pepe Rodríguez y Jordi Cruz. Además de con su presentadora Eva González, que será la última vez que ejerza como tal, pues se ha ido a Antena3 para ser la maestra de ceremonias de La Voz. El programa ha comenzado con broncas, insectos y llantos, aunque también ha habido momentos tiernos. Uno de ellos los ha protagonizado la concursante gijonesa Carlota, la más pequeña de la edición, que se ha ganado el cariño de todos convirtiéndose en favorita y a la que ya han bautizado como la «pequeña Carlota».

Las pruebas del programa

La primera prueba del programa, que consistía en preparar patatas a la riojana y guiso de rape con patatas, sirvió a los jueces para poder seleccionar a los 16 concursantes definitivos, tras los 25 que habían superado los diferentes cástings para entrar en el programa. Unos cástings a los que se presentaron más de 8.000 niños entre ocho y doce años. Una vez pasado el mal trago, se trasladaron a Gran Canaria para realizar la prueba por equipos. Allí les esperaba la ganadora de MasterChef Celebrity 3, Ona Carbonell, que aconsejo a los niños sobre cocina y dejó asombrados a los jueces, en el acuario Poema de Mar, haciendo natación sincronizada, su profesión por la que es medallista olímpica. Al ser la primera prueba por equipos, una de las más exigentes, el caos reinó entre los concursantes, sobretodo en el equipo azul, al que tuvo que acudir Jordi Cruz a tranquilizar la bronca que se había formado.

En el equipo rojo también había descoordinación por parte de los concursantes, a los que tuvo que reñir Pepe. No dejaban participar a Carlota debido a que es la más pequeña, de edad y de estatura, del programa. «Que sea más pequeña no significa que no pueda hacer las cosas; si la hemos elegido entre más de 8.000 aspirantes, será por algo», les explicó el juez, que hasta ayudó a la pequeña cogiéndola al cuello, pues su estatura no le permitía llegar del todo bien a las cocinas, lo que ocasionó también que otra concursante la manchase. A pesar de todo, la gijonesa se convirtió en favorita de la prueba por equipos, junto a su compañera compañera Paula, porque como bien dice ella: «Aunque sea pequeñita que nadie se confunda. Soy pequeñita pero matona».

La prueba final consistía en elaborar un plato con diferentes tipos de insectos, una prueba de la que Carlota se libró gracias a la prueba de exteriores que asegura su permanencia en el programa una semana más. Y menos mal, porque según sus palabras la prueba le daba «arcadas». El chef Jorge Brazález, ganador de la quinta edición de MasterChef de adultos fue el encargado de ayudar a los pequeños en la final, que no lograron superar Blanca, Leticia y Enrique, despidiéndose del programa entre lágrimas.

La pequeña Carlota

Con tan solo ocho años, esta asturiana proveniente de Gijón se ha ganado el favoritismo del público y del jurado a partes iguales debido a su carisma. Las redes sociales han comenzado a echar humo pidiendo que ojalá dure hasta el final en el programa. Afirma que Samanta es su jueza favorita, que lo que más le gusta cocinar son los cake pops y que en su tiempo libre estudia, cocina y juega. La audiencia tendrá que seguir pendiente domingo tras domingo para descubrir más cosas de esta gijonesa que ya ha robado muchos corazones.

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

La «pequeña Carlota», favorita de MasterChef