Un asturruso consigue poner de acuerdo al jurado de «Got Talent»

Filipp, de 25 años, fue al programa con un monólogo sobre estereotipos

Filip, el ruso asturiano, en un momento de su actuación
Filip, el ruso asturiano, en un momento de su actuación

Redacción

Cuando parecía que la gala del lunes de Got Talent ya no podía dar para más, apareció Filipp. Después de varios trucos de magia, bailes, cánticos e, incluso, un par de números de calistenia, llegó el turno del humor. El último bloque de la noche era para hacer reír al público. Parece que Filipp no logró su objetivo. El joven de 25 años se presentó como «perteneciente a una familia ruso-asturiana» y no dejó ni que el jurado y el público hubiesen asumido esa unión para decir: «Vaya mezclita, ¿verdad?» Tras las presentaciones, dio comienzo su show

«Estoy aquí porque estoy hasta los huevos de los estereotipos», gritó Filipp nada más comenzar su espectáculo. La cara del jurado ya aventuraba lo que se venía, pero aún así Filipp no se paró ni para coger carrerilla. «Hablemos de ellos: dicen que los rusos somos crueles, pero no mataríamos a una mosca», comenzó la lista de estereotipos. Nadie sabía por dónde podría salir el ruso con raíces asturianas, cuando se metió la mano en el bolsillo para sacar unos huesos. «Es mi vecina... No es una mosca». Silencio. Solo se oyeron sus propias carcajadas y el botón rojo de Risto Mejide

El segundo estereotipo que quiso mencionar fue el tema del alcohol. «Cuenta la leyenda que tomamos mucho alcohol, y la gente se lo cree de verdad», comentó Filipp. Sin dar tiempo siquiera a asumir la frase, el joven ya estaba simulando beber una botella de vodka: «Jolín, es que hace mucho calorcito por aquí». Otro botón rojo. Esta vez fue la cantante, Edurne, quien no quiso escuchar más al ruso. 

El tercer punto, y último, que tocó Filipp fue el relacionado con las armas. «Se dice que amamos las armas». Botón rojo de Dani Martínez, a quien ya no le hacía ni pizca de gracia el ruso asturiano. Filipp siguió hablando aprovechando que aún quedaba una mínima oportunidad, la de Paz Padilla, cuando la cámara dejó de enfocar al «cómico» para dirigir la mirada hacia Dani, quien intentaba darle al botón rojo de su compañera para parar el show definitivamente. Lo consiguió. Y las únicas palabras que salieron por la boca del jurado fueron «no». A excepción de Paz Padilla, quien también le regaló un «serás ruso, pero gracioso no». 

No es el primer astur-ruso que aparece en televisión. Filipp sigue la estela de Natalia, la concursante de la séptima edición de Masterchef, el programa de TVE. Ganadera y diseñadora de lápidas de profesión, preparó un plato llamado «sabores de la tierrina», hecha a base de pixín con salsa de oricios en honor a Asturias. Tras ganarse la albanzas de Samantha y Pepe, la asturiana acabó decantándose por el equipo de Pepe. La asturiana consiguió llegar hasta el programa 8, y calificó su paso por el Masterchef de «sorprendente»

Comentarios

Un asturruso consigue poner de acuerdo al jurado de «Got Talent»