El gran duelo asoma en Oak Hill

Woods y Mickelson, los dos grandes referentes del público norteamericano, antagónicos, enfrentados en más de una ocasión, parten como máximos favoritos al título del último grande del año