Última hora de la pandemia en el mundo | Johnson estudia retirar las multas a los británicos que se saltasen el confinamiento por el mismo motivo que su mano derecha

La Voz REDACCIÓN

ACTUALIDAD

El gobierno británico continúa defendiendo al asesor Cummings, al que muchos piden que dimita | China se opone a la «politización» del origen del virus y pide centrarse en la «ciencia y los hechos»

26 may 2020 . Actualizado a las 22:04 h.

Estados Unidos se mantiene como el país más afectado por la pandemia y suma, por primera vez en más de una semana, menos de 20.000 casos en las últimas 24 horas, con 19.100 positivos, lo que eleva el total a 1,66 millones de personas contagiadas y 98.223 víctimas mortales, según los datos diarios de la Universidad Johns Hopkins que recoge Europa Press. Brasil sigue como el segundo más afectado por la pandemia, con 374.898 positivos y 23.473 víctimas mortales, tras haber adelantado este fin de semana a Rusia, que acumula 353.427 casos y 3.633 fallecidos. Rusia tiene la cifra más baja de víctimas mortales de todos los países que acumulan más de 130.000 contagios.

Cummings sigue en el centro de la polémica en el Reino Unido
Cummings sigue en el centro de la polémica en el Reino Unido FACUNDO ARRIZABALAGA

Londres estudia retirar las multas impuestas por casos similares al de Cummings

El Gobierno británico estudia retirar las multas impuestas a personas que se saltaron el confinamiento contra el coronavirus y aleguen que lo hicieron para atender mejor las necesidades de sus hijos, tal como ha argumentado Dominic Cummings, principal asesor del primer ministro, Boris Johnson.

Cummings está bajo presión para dimitir tras revelarse que condujo más de 400 kilómetros hasta la casa de sus padres cuando su esposa había desarrollado síntomas de la enfermedad, a fin de que su familia pudiera cuidar a su hijo de cuatro años. El ministro de Salud, Matt Hancock, reiteró en una rueda de prensa que la postura del Gobierno es que Cummings, cerebro de la campaña del Brexit y mano derecha de Johnson, actuó «dentro de las normas», aunque admitió que «personas razonables pueden tener un punto de vista distinto». «Después de todo, las normas hacen referencia a circunstancias excepcionales, particularmente en lo referente al cuidado de los niños», sostuvo Hancock.