Todos los animales que quiere cazar Foro

Luis Ordóñez
Luis Ordóñez REDACCION

ASTURIAS

La formación ha planteado que se pueda levantar la veda contra el urogallo, de los lobos, de nutrias, garzas y cormoranes

07 ene 2018 . Actualizado a las 05:00 h.

Hay en Asturias un conflicto entre conservadores y conservacionistas a la hora de afrontar la gestión de los recursos naturales y la convivencia entre la fauna y el paisanaje. El más recurrente gira entorno al lobo, con una polémica intermitente, muy virulenta en ocasiones, entre ganaderos y ecologistas, por ser un animales que se encuentra entre los pilares de la protección de especies amenazados y también el que de forma más evidente por ser un depredador, afecta a las cabañas ganaderas. Hay también un punto de vista que aboga porque el modelo más afectivo para garantizar la pervivencia de una especie es precisamente favorecer que se la pueda cazar, es una teoría defendida de forma constante por Foro Asturias y que ha tenido su reflejo en múltiples iniciativas parlamentarias.

Uno de los objetivos es el urogallo, una de las especies más amenazadas de España, ni siquiera hay un consenso exacto sobre cuál es el número de ejemplares que permanecen vivos en el entorno de la cordillera Cantábrica (se cifra entre 200 y 300 los machos del ave en la zona pero las observaciones basadas en muestreos llevados a cabo en los cantaderos revelan una situación «claramente regresiva», tanto que de una proporción del 55,3% en los muestreos de 1982, que llegaron al 74% entre 1995 y 2001, se ha llegado a la raquítica cifra del 12,77% en 2016). A mediados de año, el diputado de Foro en el Congreso, Isidro Martínez Oblanca, dirigió una pregunta escrita al Ejecutivo central en la que reclamaba una «autocrítica» por los escasos rendimientos del proyecto Life+ y en el que afirma que «el fracaso en la conservación del urogallo cantábrico comenzó en 1979 con la veda total de su caza». Afirma que entonces se culpó a los cazadores de la mengua drástica de ejemplares pero que con el tiempo siguen bajando «y ahora a quien se echa la culpa es al cambio climático y a seguir cobrando» ya que, a su juicio, hay un interés en la búsqueda de subvenciones. En este sentido, Oblanca insiste en que el Gobierno debería replantear las ayudas permitiendo una «experiencia piloto» donde «la caza del urogallo esté permitida y controlada mediante cupos».

En su respuesta, el Ejecutivo Central recuerda que la gestión del medio natural es de competencia autonómica que además el urogallo es una especie protegida por normativa europea lo que una experiencia «piloto» como la planteada por Foro contravendría la norma comunitaria y sería «imposible con el actual marco normativo».