Decenas de pensionistas asturianos refuerzan la manifestación de Bilbao

Colectivos del Principado organizan una marcha para reconocer el esfuerzo de sus colegas vascos que salen a la calle cada semana

.Concentración organizada por las federaciones de pensionistas y jubilados de CCOO y UGT de Asturias, hoy en las principales calles de Oviedo, dentro de la convocatoria realizada en todo el país por la Coordinadora Estatal por la Defensa del Sistema Público de Pensiones
Concentración organizada por las federaciones de pensionistas y jubilados de CCOO y UGT de Asturias, hoy en las principales calles de Oviedo, dentro de la convocatoria realizada en todo el país por la Coordinadora Estatal por la Defensa del Sistema Público de Pensiones

Gijon

Decenas de asturianos apoyarán a los pensionistas vizcaínos en la manifestación del próximo lunes, 20 de agosto, en Bilbao. Dos autocares con más de un centenar de personas partirán desde la región rumbo a la capital vasca en el que irán tanto pensionistas como partidos y sindicatos. También son decenas los coches particulares que se han apuntado a la convocatoria, que cerraba ayer a media tarde sus inscripciones. A la manifestación se unirán también pensionistas procedentes de La Rioja. Se trata de un modo de reconocer la concentración que realizan cada semana desde hace meses y que se ha extendido por todo el país.

El Movimiento de Pensionistas de Bizkaia promueve una concentración intergeneracional en la que los jubilados acudan con sus familiares, nietos incluidos, para mostrar la solidaridad entre generaciones. La intención de esta salida a la calle es, además de reivindicativa, festiva. Las comparsas bilbaínas amenizarán el recorrido desde la plaza Moyúa hasta el ayuntamiento con sus características «batukadas». 

En Asturias ya han sido varias las ocasiones en las que los pensionistas han salido a la calle a protestar en defensa de un sistema público de pensiones solidario y justo. El pasado 17 de marzo alrededor de 40.000 personas recorrían Gijón en una de las mayores marchas multitudinarias de la región. Allí jubilados y pensionistas pudieron escuchar el manifiesto del Consejo de la Juventud de Asturias, un primer paso para la unión entre generaciones que se verá ratificada el próximo lunes. Un mes más tarde, el 25 de abril, más de 10.000 personas recorrían las calles de Oviedo en una manifestación convocada por los sindicatos UGT y CCOO y la Federación de Asociaciones de Mayores del Principado de Asturias. También en Avilés, el 25 de mayo, la Coordinadora Estatal por la Defensa del Sistema Público de Pensiones de Asturias y el Bloque Feminista aunaron fuerzas y salieron a protestar en una manifestación conjunta. «La lucha feminista también es pensionista», rezaban las pancartas.

En Asturias, seis de cada diez pensionistas asturianos cobran una media de 8.000 euros al año. Algo que se aleja en gran medida a lo que según la Carta Social Europea garantiza hoy en día una vida digna: 1.080 euros mensuales. Según las estadísticas Asturias es una de las comunidades autónomas con la pensión media más alta de España algo que para jubilados y pensionistas no es para nada tranquilizador.

En Bilbao, los pensionistas llevan meses protestando cada lunes por un sistema de pensiones digno. Este lunes lograrán que Asturias y La Rioja les acompañen en una lucha que, según la organización, incumbe a todos los españoles. Han advertido, además, que «no darán ni un paso atrás», ya han anunciado que su lucha seguirá: para el 1 de octubre ya han convocado otra manifestación, coincidiendo con el día del mayor.

¿Qué reivindican los pensionistas?

En primer lugar, una subida garantizada del IPC. La subida del 0,25% de las pensiones a comienzos de este año solo ha causado más indignación si cabe de la que se venía acumulando. Reclaman también que las pensiones sean un derecho constitucional y se incluyan en los Presupuestos Generales del Estado

En tercer lugar, establecer una pensión mínima de 1.080 euros. En 2018, la pensión mínima de jubilación después de los 65 años, en el caso de quienes no tienen cónyuge a cargo, es de 606,70 euros. Por último, la derogación inmediata de las reformas de pensiones y laborales, así como del factor de sostenibilidad. Este factor entrará en vigor en 2019 y supondrá un cambio a la hora de calcular las pensiones que perderán valor cada año. Conforme aumente la esperanza de vida habrá que repartir el mismo dinero en un periodo de tiempo mayor, por lo que las pensiones serán cada vez menores. Los pensionistas también reclaman que se reestablezca la jubilación ordinaria a los 65 años  y que la anticipada no se penalice con cuarenta o más años cotizados al 100%.

Valora este artículo

2 votos
Comentarios

Decenas de pensionistas asturianos refuerzan la manifestación de Bilbao