Los asturianos más ricos suman más de 8.600 millones en bienes

Un informe revela el número de residentes en el Principado que pagan el impuesto de Patrimonio

Dinero

Un total de 3.590 residentes en Asturias declararon en 2017 el impuesto de patrimonio por un importe total de 8.671 millones de euros, de acuerdo a la estadística del impuesto de patrimonio publicada este martes por la Agencia Tributaria. El informe revela que los españoles más ricos declararon en 2017 un patrimonio de casi 700.000 millones de euros, del que aproximadamente una quinta parte se concentraba en bienes inmuebles.

El Impuesto de Patrimonio solo lo declaran, en términos generales, quienes cuentan con un patrimonio de más de 700.000 euros exceptuando hasta 300.000 euros de la vivienda habitual, si bien estas condiciones pueden variar en las diferentes comunidades autónomas por ser un tributo cedido, explica EFE.

En 2017, este impuesto lo declararon 202.437 contribuyentes españoles, por un importe total de 669.062 millones de euros, lo que sitúa el patrimonio medio en 3,3 millones de euros. La mayor parte de este patrimonio -497.281 millones, un 74,3 % del total- se encuentra en capital mobiliario, es decir, en acciones, deuda pública o depósitos en cuentas bancarias. La siguiente partida son los bienes inmuebles -130.771 millones, un 19,5 % del total-, la mayoría de naturaleza urbana.

Estos contribuyentes declararon asimismo 12.424 millones de euros en seguros y rentas; 11.318 millones en patrimonio afecto a actividades económicas y 1.370 millones en bienes suntuarios, que se distribuyen en objetos de arte y antigüedades (571 millones) y otros como vehículos o joyas (800 millones).

Una vez aplicadas todas las deducciones y bonificaciones correspondientes a este impuesto, 175.418 contribuyentes abonaron 1.112 millones de euros en el ejercicio 2017.

Las fortunas de los millonarios asturianos menguan en 2018

S.D.M.
Billetes de euro
Billetes de euro

El dueño de TSK, los propietarios de Alimerka y Gonzalo Álvarez Arrojo se libran de los recortes en su patrimonio

No fue un año boyante para las grandes fortunas asturianas. 2018 se llevó una parte importante de su patrimonio. La mayor parte de los millonarios asturianos vieron menguados sus extensos recursos. Solo unos pocos se libraron de ese retroceso, por otra parte, generalizado en toda España. Se han convertido en una excepción, con un saldo positivo, algunos como Sabino García Vallina, el propietario de TSK, la familia Fernández González, dueña de Alimerka; o también Gonzalo Álvarez Arrojo, que ya está fuera de Duro Felguera. Entra con fuerza, en esa vertiente positiva, Ladislao Azcona, con 115 millones de euros.  Se han quedado a cero, es decir, sin registrar movimientos patrimoniales significativos Leopoldo Fernández Pujals, exTelepizza y Jazztel, o la familia Alonso Villalón, gestores del Grupo Daniel Alonso. El resto pasa por horas bajas. Así aparece reflejado en el listado publicado por el diario El Mundo, donde el rey indiscutible sigue siendo un Amancio Ortega, que perdió 1.000 millones al mes. 

Seguir leyendo

Conoce nuestra newsletter

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Comentarios

Los asturianos más ricos suman más de 8.600 millones en bienes