María Neira: «Imaginemos qué pasaría si se difundiese en redes cada una de las muertes por contaminación del aire»

ASTURIAS

La directora de Salud Pública de la Organización Mundial de la Salud (OMS), la asturiana María Neira
La directora de Salud Pública de la Organización Mundial de la Salud (OMS), la asturiana María Neira

La directora del departamento de Salud Pública de la OMS recuerda que vivimos la primera pandemia en tiempos de redes sociales y que pese a la tecnología, el jabón es uno de los métodos más efectivos contra el covid-19

12 nov 2020 . Actualizado a las 05:00 h.

María Neira (La Felguera, Asturias) creció en la comarca del Nalón, donde el agua del río, cuando ella era pequeña, llegaba al mar teñida de color negro. «Parecía casi una masa sólida. Por aquel entonces, en la cuenca minera, el aire estaba muy contaminado, cargado de hollín. Y eso que es una zona preciosa», cuenta. Este miércoles, Neira, directora del departamento de Salud Pública de la Organización Mundial de la Salud (OMS), iba a recibir de la Diputación de Ourense el premio Ourensanía 2020, por su trabajo de divulgación y concienciación durante la pandemia, pero ha sido precisamente la situación sanitaria lo que ha llevado a que, por ahora, se haya pospuesto su entrega.

-¿Por qué quiso ser médica?

-(Sonríe) Sería demasiado bonito decir que aquella imagen de mi infancia, por la contaminación, me llevó a serlo. Empecé desde muy niña a expresarlo, pero no recuerdo que hubiese nadie cercano a mí que lo fuese. Es verdad que iba a la biblioteca de La Felguera y había un libro que me encantaba, El siglo de los cirujanos, de Jürgen Thorwald. Me fascinó, pero menos mal que no fui cirujana, porque no me considero hábil. Aunque quizá algo viniese de ahí.

-Usted nació y se crio en una comarca con altos índices de asma y silicosis.

-Sí. Donde vivíamos nosotros era una zona en expansión, pero a costa de la salud de la gente que trabajaba en las fábricas, las minas o residía allí. Ahora, por ejemplo, lo que estoy viendo en la India, con cirujanos torácicos del país, son casos de pulmones de pacientes que apenas tienen 17 años y viven en Delhi, la capital. Y es como si estuvieses ante el pulmón de un gran fumador. Sin embargo, hablamos de gente que no lo es y tiene esos órganos así por la contaminación que hay en el aire. Me refiero a imágenes o radiografías que equivaldrían a personas que fuman cuatro paquetes de tabaco diarios. Es brutal.