La incidencia del coronavirus baja en todos los barrios de Gijón y sube en la mayoría de los de Oviedo

Los datos en la capital siguen siendo mejores que en la villa de Jovellanos a pesar de que ya evidencian el «cambio de patrón» adelantado por el Principado la semana pasada

Dos mujeres este lunes en la cumbre del monte Naranco, Oviedo
Dos mujeres este lunes en la cumbre del monte Naranco, Oviedo

Redacción

La incidencia del coronavirus comienza a estabilizarse en Gijón mientras que los números están empeorando en Oviedo. Lo adelantó la semana pasada el jefe de del Servicio de Vigilancia Epidemiológica del Principado, Ismael Huerta, y los datos detallados por zona básica de Salud avalan su teoría. La situación es ahora mejor que hace cinco días en todos los barrios de la villa de Jovellanos, mientras que empeora en la mayoría de los de la capital. Con todo, la tasa por cada 100.000 habitantes en los últimos 14 días sigue siendo mucho más baja en Oviedo que en Gijón.

Los datos han sido actualizados por la Plataforma de Bioestadística y Epidemiología de Asturias a fecha 17 de noviembre. Son casos sospechosos y confirmados que se ven en atención primaria. Por tanto, no tienen que coincidir exactamente con las incidencias que publica Salud y el propio ISPA, ya que estos se refieren a casos confirmados por PCR. Están divididos por zonas de salud y reflejan la tasa acumulada a 14 días por cada 100.000 habitantes. Con estos parámetros en cuenta, la principal conclusión es que se confirma el «cambio de patrón» al que se refirió Huerta la semana pasada.

Al igual que ocurría hace cinco días, la zona básica de salud con peores datos de Oviedo presenta menos contagios que el que tiene mejores números de Gijón. Aunque mejora sustancialmente, el peor barrio de los dos concejos sigue siendo Roces-Montevil (Gijón), y eso a pesar de que en cinco días ha bajado su tasa por cada 100.000 habitantes de 1.819 a 1.466. Muy cerca se sitúa El Coto, que casi repite datos y se queda en una tasa de 1.454. Le sigue El Llano (1.389) y el primer cambio en esa clasificación local se produce en esa cuarta posición, en la que Natahoyo-Tremañes (1.334) supera a La Arena (1.266), Parque-Somió (1.235) y La Calzada (1.234).

A continuación aparece la zona de Pumarín (1.204), que adelanta a Centro-Cimadevilla (1.161). Las tres últimas posiciones las ocupan Contruces-Vega-La Camocha (1.070), La Perchera (903) y Laviada (883). La tasa media del área sanitaria de Gijón es de 1.218.

Situación en Oviedo

El objetivo del Principado es que la pandemia no se descontrole en las zonas en las que ahora está teniendo un menor impacto. De ahí que, aunque comparativamente sigue mucho mejor que Gijón, el Ejecutivo autonómico haya puesto el foco sobre Oviedo. Los datos de la Plataforma de Bioestadística y Epidemiología constatan que la incidencia de la Covid-19 ha empeorado en nueve de las once zonas básicas de salud del concejo. Con todo, la tasa del área sanitaria es de 656.

Por barrios, el que peor tasa tiene por cada 100.000 habitantes en los últimos 14 días, si se tienen en cuenta casos de sospechosos y de confirmados, sigue siendo Ventanielles-Colloto, con 833. Hace cinco días tenía 787. El segundo lugar lo ocupa Centro-Sur (705), y en tercera posición se La Corredoria-Villapérez (744), que es donde más sube y adelanta a Teatinos (691) y a La Argoñosa-San Claudio-Las Regueras (668).

A continuación aparece Otero-Olloniego-Tudela Veguín (635), que adelanta Pumarín (629). La zona del Naranco es una de las dos que mejora (pasa de 524 a 502) y luego se sitúa Centro-Noroeste (472). El Cristo-Trubia deja de ser la que tiene menos incidencia y sube hasta 430, y la que mejor resiste al coronavirus es ahora Vallobín-Lillo, que baja de 364 a 354.

Conoce nuestra newsletter

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Comentarios

La incidencia del coronavirus baja en todos los barrios de Gijón y sube en la mayoría de los de Oviedo