Asturias reabre las barras de los bares, amplía horarios y permite 10 personas por mesa

Esther Rodríguez
Esther Rodríguez REDACCIÓN

ASTURIAS

Clientes de un bar de Oviedo consumiendo en la terraza
Clientes de un bar de Oviedo consumiendo en la terraza JL CEREIJIDO | EFE

La favorable evolución de la pandemia en la región ha llevado a la Consejería de Salud ha flexibilizar alguna de las restricciones en vigor

10 sep 2021 . Actualizado a las 13:19 h.

El proceso de desescalada en Asturias va viento en popa. Los contagios han caído drásticamente y la incidencia acumulada por coronavirus en la mayoría de los concejos de la región se sitúa por debajo de los umbrales de riesgo extremo, «similares a las de agosto del año pasado». Una favorable evolución epidemiológica que evidencia que la comunidad se está acercando ya a un escenario de nueva normalidad, pero «de prudencia» y, por tanto, la Consejería de Salud ha decidido flexibilizar alguna de las restricciones en vigor. Estas beneficiarán principalmente al sector de la hostelería, el más perjudicado por las medidas anticovid. Así, según ha detallado el director general de Salud Pública, Rafael Cofiño Fernández, el horario de cierre de los negocios hosteleros se corresponderá con la licencia de apertura, se reabrirá el consumo en barra con la obligación de respetar la distancia de seguridad de 1,5 metros y el aforo de las mesas será de 10 personas, tanto en exterior como en interior.

En cuanto a los locales de ocio nocturno y discotecas, la actividad se puede prolongar como máximo hasta las 4.00 horas y el servicio en mesa es de seis personas en interior y 10 en exterior.  En estos locales no está permitido el consumo en barra y para el acceso al interior se recomienda que se establezcan reservas previas. Además, Salud seguirá vetando fumar en las terrazas porque «consideramos que es una buena medida, el planteamiento sería mantenerlo».

Respecto a los aforos, en exteriores se situarán en un asiento de distancia o un metro de separación y en público de pie se fija una superfie de 2,25 metros cuadrados para mantener esa distancia. En cuanto a los interiores, la distancia se establece en 1,5 metros, excepto en el ámbito educativo donde está marcado en 1,2 metros, o en asiento libre entre personas si estos son fijos. No obstante, se recomienda en todos los espacios interiores, la medición y el control de los niveles de CO2. En los locales de ocio nocturno esta medida es obligatoria.