Las notas de la segunda vuelta del Oviedo: delanteros

Pablo Fernández OVIEDO

AZUL CARBAYÓN

Nahuel y Rodri, en El Requexón
Nahuel y Rodri, en El Requexón Real Oviedo

Finaliza la temporada y La Voz de Asturias, sacando la media, evalúa a los jugadores azules tras las segundas 21 jornadas del curso

03 jun 2021 . Actualizado a las 08:50 h.

Las notas se entregan a final de temporada y ese momento ha llegado. Evaluadas las primeras 21 jornadas del campeonato, toca hacer balance de las otras 21. LA VOZ DE ASTURIAS, tras recabar todas las puntuaciones de cada jornada y hacer la media, evalúa el rendimiento de la plantilla del Real Oviedo en la segunda vuelta del campeonato liguero de Segunda División. La delantera, línea en la que Nahuel Leiva asumió el rol más importante para Ziganda, será la cuarta y última demarcación a evaluar.

Blanco Leschuk: 5

13 partidos como titular. Uno de los jugadores estructurales del Real Oviedo 20/21, para lo bueno y para lo malo. Tras disputar una primera vuelta notable, el conjunto azul comenzó a jugar peor a medida que el delantero argentino perdía la chispa. Era un deterioro que se retroalimentaba, porque el Tiburón ya no le daba al equipo lo que sí le dio los meses anteriores y, el equipo, seguía sin darle demasiado. No hubo salvavidas de ningún tipo. Leschuk perdió la condición de indispensable en marzo y a partir de ahí dejó un par de partidos más que notables, poco más. Marcó 3 goles y acabó la temporada con 7. 

*Nota de la primera vuelta: 8

Nahuel Leiva: 6,5

16 partidos como titular. El gran rendimiento de la temporada. Nahuel, en su cuarta aventura en la categoría, confirmó en esta segunda vuelta que Oviedo y Ziganda han logrado sacarle su mejor fútbol. No acumuló tantas buenas actuaciones como en la primera vuelta, pero siempre dejó algo. Muy peligroso cerca del área rival, es capaz de amenazar desde la frontal o de asociarse con sus compañeros. El Cuco le encontró su demarcación ideal por dentro y pocas veces regresó a la banda. Aunque solo marcó 2 goles en la segunda vuelta, víctima también del bajón colectivo, acabó el curso con 6 y firmó su mejor marca en Segunda.