El rescate de peajes margina al noroeste

Fomento asume la gestión pública de las autopistas radiales de Madrid y vías a Levante pero pospone la solución al Huerna en Asturias y la AP-9 en Galicia

La autopista del Huerna.La autopista del Huerna
La autopista del Huerna

El Ministerio de Fomento asumió este fin de semana el rescate de una nuevas vías de pago, de trata del peaje AP-7 Cartagena-Vera y AP-7 Circunvalación de Alicante; ambos tramos pertenecientes a sociedades concesionarias que se encontraban inmersas en un procedimiento concursal. El Ejecutivo central debate (después de la petición de todos los grupos parlamentarios valenciano excepto el PP) rescatar en 2020 el conjunto de la AP-/, una vía de gran importancia económica que une Alicante y Tarragona. Además de este rescate en Levante, Fomento ha asumido en los últimos meses la gestión de varias autopistas radiales en el entorno de Madrid, R-4, entre Madrid y Ocaña, y R-2, entre Madrid y Guadalajara, y la AP-36, que une Ocaña y La Roda. El centro, la capital en concreto, y vías del Mediterráneo concentran por el momento los esfuerzo del Gobierno para traspasar a la gestión pública los rescates de peajes pero han quedado sin solución, ni tampoco respuesta desde Fomento, infraestructuras cruciales del noroeste como el paso del Huerna, que comunica Asturias con la meseta, y la AP-9 que recorre Galicia de norte a sur. 

En el caso de Asturias, la demanda de rescatar el peaje del Huerna ha unido a la mayoría de grupos políticos aunque con muchos matices. Tanto PSOE como Podemos presentaron sendas proposiciones no ley para reclamar el Ejecutivo central el peaje, el primero ha promovido además una campaña de resoluciones en ayuntamientos para reclamar la misma medida, y el segundo ha emprendido una campaña para denunciar el peaje y estudia acciones judiciales contra su mantenimiento. La demanda asturiana sobre el Huerna se recuperó después del anuncio de Fomento de rescatar las radiales y aquellas vías en las que la concesión se cumpliera entre los años 2018 y 2020. En circunstancias normales el Huerna también hubiera entrado en ese grupo (hubiera terminado en 2020), pero en el año 2000 el entonces ministro de Fomento Francisco Álvarez Cascos prorrogó la concesión por 30 años, así que no terminará hasta el 2050. De esta manera, la vía entre Asturias y la meseta será una de las que más tiempo haya pasado en manos de la concesionaria, un total de 75 años.

En la campaña a las elecciones generales que le darían la presidencia, José Luis Rodríguez Zapatero prometió rescatar el peaje del Huerna pero no llevó a cabo la medida en ninguno de sus dos mandatos dado su elevado coste ya que el Estado tendría que asumir no sólo el pago del conjunto del valor de la infraestructura, sino también el denominado lucro cesante, es decir lo que la concesionaria dejaría de ganar. En este 2018, el Gobierno asturiano lanzó la propuesta de buscar un sistema de bonificación por usuario que, en todo caso, tendría que elaborarse después de estudiar la repercusión de los costes de mantenimiento. A todo ello debe añadirse el impacto de los plazos, muy prolongados, ya que el derechos de la concesionaria se extiende por 29 años, los que separan 2021 de 2050. El consejero de Infraestructuras, Fernando Lastra señaló en el debate en el parlamento autonómico que se trataba de buscar una solución «dialogante» con una negociación entre el Ministerio, la concesionaria y las fuerzas políticas para lograr la supresión del peaje de la AP-66, por ser además la principal vía de comunicación entre Asturias y León.  

En el caso de Galicia, la demanda del parlamento pasa por el rescate del peaje de la AP-9, una infraestructura trascendental de la comunidad que la recorre de norte a sur y comunica el eje económico de A Coruña y Vigo. Todos los grupos de la cámara gallega han reclamado su rescate pero el Ministerio de Fomento ha vetado considerar la iniciativa.

Empresarios reticentes

Si en el caso de Asturias la propuesta de liberal el Huerna es prácticamenta transversal --a las demandas se levantar el peaje por carretera se suma también la revindicación de terminar los túneles de la Variante de Pajares que no abrirán en el mejor de los casos hasta el año 2020-- y aúna apoyos de partidos y agentes sociales, no sucede así en el caso de la autopista AP-7 en Valencia. Según informó El País, la Asociación Empresarial Hotelera de Benidorm y la Costa Blanca (Hosbec) se opone a eliminar el peaje ya que aducen que se dispararía la «densificación del tráfico». Desde su punto de vista la autopista con peaje perdería «calidad» con el aumento de paso de camiones cuando ahora es una de las vías más utilizadas por turistas europeos.

No es el caso del Huerna. En Asturias la patronal se manifestó también a favor de la supresión del peaje por considerarlo un lastre para la competitividad de la comunidad. El presidente de la Federación Asturiana de Empresarios (FADE), Belarmino Feito, apostó por la supresión del peaje del Huerna, por ser una «desventaja competitiva» para Asturias respecto a otras comunidades autónomas. Según señaló EFE, el presidente de la patronal dijo que siempre va a apoyar aquellas medidas que supongan una mejora de la competitividad de las empresas asturianas y ha apuntado que la supresión del peaje del Huerna es una vieja reivindicación empresarial. Feito consideró que es una «desventaja competitiva» que a los asturianos sea a los que más cueste de toda la periferia, en términos de pago, llegar a Madrid.

La autopista del Huerna es la sexta con más reclamaciones respecto al número de usuarios

Luis Ordóñez
La autopista del Huerna.La autopista del Huerna
La autopista del Huerna

Las quejas sobre la conservación de la vía, la señalización y las tarifas son las más comunes entre los conductores

Aucalsa, la empresa concesionaria de la autopista León-Campomanes, la vía de peaje en el Huerna es la sexta compañía con mayor número de reclamaciones respecto al número de usuarios de la vía. Así lo detalla el informe anual sobre las autopistas de peaje elaborado por el Ministerio de Fomento con datos de 2016, el último volumen publicado por el organismo. Las reclamaciones más comunes entre los conductores que utilizan la vía para cruzar de Asturias a León y viceversa son las relativas a la conservación y mantenimiento de la calzada (8 registradas en 2016), seguidas de las que atañen a las tarifas o grupos tarifarios (7) y las relacionadas con la señalización (5).

Seguir leyendo

Valora este artículo

2 votos
Comentarios

El rescate de peajes margina al noroeste