Juan Sabas: «Iremos a Oviedo con fe y optimismo porque si no estamos muertos»

Azul Carbayón charla con el entrenador del Extremadura a cuatro días del debut liguero en el Tartiere

Juan Sabas
Juan Sabas

Oviedo

La 17/18 no fue una temporada fácil para el Extremadura. El conjunto de Almendralejo, candidato al playoff desde el principio en el grupo IV de Segunda B, navegó por aguas turbulentas desde la pretemporada. Juan Sabas fue destituido antes de comenzar el curso, y por el Francisco de la Hera pasaron otros tres entrenadores más: Agustín Izquierdo, Manuel Ruiz y Martín Vázquez.

Finalmente, Sabas volvió a ser contratado a dos jornadas del final de la Liga. Llegó, ganó ambos partidos y metió al Extremadura en el playoff, donde tras eliminar al Fabril, Mirandés y Cartagena consiguió un brillante ascenso.

El actual Extremadura UD, heredero del desaparecido CF Extremadura, debuta en el fútbol profesional tras once años de existencia. Almendralejo está volcada con su equipo y se estrenarán el domingo ante el Real Oviedo en el Carlos Tartiere. Charlamos con Juan Sabas (Madrid, 1967) para que nos cuente sus sensaciones de cara a tan especial encuentro.

-Pregunta: ¿Cómo plantearon Juan Sabas y la secretaría técnica del Extremadura la temporada en Segunda tras el ascenso ante el Cartagena?

-Respuesta: Prácticamente toda la plantilla tenía contrato. Por mi cabeza pasaba entrenar y preparar al equipo para el inicio de Liga. Aquí está Dani López Ramos como director deportivo, y junto a su equipo de trabajo son los que están intentando hacer la mejor plantilla posible.

-¿Cómo era el equipo que asciende la temporada pasada?

-Era un equipo muy competitivo, con las cosas claras y un fútbol a veces brillante y otras de mucha entrega y pelea. Con una fe en hacer las cosas bien en todos los aspectos, desde el minuto 1 al 90. Superando todas las adversidades que nos iban apareciendo.

-Hablando un poco del juego, ¿se puede jugar de la misma forma en Segunda que en Segunda B? ¿Hay que cambiar irremediablemente?

-Seguiremos la misma línea de trabajo. El de Segunda es un fútbol muy parecido al de Segunda B, pero con más calidad. Muy intenso, de mucha presión e intensidad, en el que se le da mucha importancia a la estrategia defensiva y ofensiva.

Seguiremos en la misma línea pero sabiendo que los delanteros tendrán más calidad, que los extremos ganan más duelos en el uno contra uno, que hay más juego colectivo, etc.

-Echando un ojo a vuestros partidos de pretemporada vi que siempre que podéis iniciáis el juego desde atrás, el balón no le quema a los centrales. Se suele decir que los recién ascendidos buscan replegarse y para salir a la contra, pero no es vuestro caso.

-Nosotros no somos un equipo que se cierre atrás. Intentamos jugar, si no nos presionan lo hacemos desde atrás. Si nos presionan pues evidentemente recurrimos al juego directo y llegar al campo rival lo más pronto posible. Pero en general somos valientes y buscamos rápido la portería rival.

-En total lleváis 11 fichajes. ¿Es muy necesario para un recién ascendido esa experiencia que pueden aportar Diego Capel, Renella, Casto, Fausto Tienza o Chuli?

-Tenemos que intentar buscar un equipo competitivo. Tenemos mucha gente del año pasado y buscamos que los que vengan nuevos nos den ese salto de calidad para conseguir un bloque sólido. Estoy satisfecho con las llegadas.

-El club actual debuta, pero gran parte de la afición ya ha visto al anterior Extremadura en Primera y Segunda. ¿Cómo está viviendo Almendralejo esta vuelta al futbol profesional?

-Es una afición que viene de estar mucho tiempo en Tercera y Segunda B. Sabe sufrir y están entregadísimos al equipo. Lo único que demanda e intentamos transmitir es que te dejes el alma, luego si jugamos bien pues imagínate. Es una ciudad con muchísima tradición y solera en lo futbolístico.

-Qué esperas del partido del domingo el Tartiere.

-Esperamos un Oviedo que intentará llevar la iniciativa. A pesar de las numerosas bajas que tenemos intentaremos ser un equipo que le ponga contra las cuerdas en todos los sentidos. Sólidos y fuertes atrás, sin dudas, y que podamos salir a la contra e intentar hacer daño a la espalda de su defensa.

El Oviedo es claro favorito y en las quinielas casi todos nos dan por perdido, así que intentaremos dar la sorpresa.

-¿Cómo ves al Oviedo de este año? ¿Lo pudiste ver en la 17/18 o imposible al estar más centrado en Segunda B?

-El año pasado le vería un par de partidos solo, porque como bien dices estaba más atento a la Segunda B. La portería está bien resguardada. La incorporación de Carlos Martínez es importante, Mossa es muy bueno y los centrales son fuertes y poderosos en el juego aéreo.

Tejera es un gran futbolista y a Boateng ya lo conocemos perfectamente porque estuvo aquí, futbolista con mucha llegada y gol.

-Allí en Almendralejo, Boateng jugaba en el doble pivote y participaba más en la construcción, no se soltaba tanto al área rival.

-Así es. A Richard lo utilicé en el doble pivote sabiendo que perdía potencial, porque a él le gusta mucho pisar área rival y tiene gol. En el dibujo de Anquela jugando por delante del pivote puede hacer daño y hay que tenerle en cuenta.

-Y en el ataque…

-Saúl, Aarón y Bárcenas son futbolistas de calidad. Tienen buen uno contra uno. Luego está Joselu recién incorporado, que tiene muchísimo gol. Y a Toché e Ibrahima lo conocemos perfectamente (Sebas conoce al senegalés de su etapa en el Atlético de Madrid, donde entrenó varios años)

Conocemos cómo juega el Oviedo y sabemos lo difícil que es sacar puntos de allí. Iremos con fe y optimismo porque si no estamos muertos.

-Si te dieran la oportunidad, qué jugador del Oviedo no estaría presente el domingo.

-Joselu es un futbolista que lleva años demostrando que tiene gol. Como Toché. Los futbolistas con gol en general son los más peligrosos. Ibrahima y su gran juego aéreo, además del olfato, que también tiene. Si en las bandas juega gente rápida, hábil y que ponen buenos centros, pues te pueden poner en muchos problemas.

-¿Le viene bien a un recién ascendido debutar en un campo como el Tartiere?

-Empezaremos la Liga en un campo fantástico y ante un club poderoso y con historia en Primera y Segunda. Pero nosotros no pensamos que somos un recién ascendido. Somos un equipo de Segunda, si vas con la etiqueta de recién ascendido respetas demasiado al rival y no acabas mostrando tu juego.

Nosotros somos otro equipo de la categoría, que ascendió con brillantez en el playoff e intentaremos hacer las cosas bien. Somos conscientes de que tenemos un inicio de Liga muy complicado, jugando contra equipos favoritos a luchar por el ascenso, pero tenemos que jugar los partidos y no darnos por derrotados.

-Se ha hablado mucho durante el verano del nivel de esta Segunda que empieza ahora, ¿es la más igualada y potente de los últimos años?

-Pues seguramente, por el empaque y la historia de los equipos que hay. Y todos se van a pelear por las primeras plazas. Nosotros no podemos pensar en ello o temerlo, hay que sumar los máximos puntos posibles para meternos en una zona tranquila.

-Este nivel de la Segunda 18/19 se debe también a la categoría de los equipos que vienen de Segunda B. Salvo el Rayo Majadahonda, sois clubes con pasado importante en la élite.

-Indudablemente por historia el Rayo y nosotros somos la cenicienta, porque nosotros tenemos un pasado pero era otro club, este es otro. Es verdad que la afición y la ciudad es la misma, pero bueno. Nosotros tenemos que quitarnos el miedo a la categoría, si no lo hacemos tendremos muchos problemas.

-Ya para terminar, vuelves a enfrentarte con el Oviedo. Como jugador viniste mucho en los 90 con la camiseta del Rayo, Atlético, Betis o Mérida.

-Así es. Precisamente en la temporada de mi debut en Primera marqué gol en el antiguo Tartiere. Perdimos 3-2. He jugado mucho allí y son sitios a los que te gusta volver. Tiene una gran solera y se disfruta del fútbol.

Valora este artículo

4 votos
Comentarios

Juan Sabas: «Iremos a Oviedo con fe y optimismo porque si no estamos muertos»